Las fotos de La Pradera, el lugar donde está la lujosa casa que Fidel Castro le regaló a Diego Maradona en La Habana – GENTE Online
 

Las fotos de La Pradera, el lugar donde está la lujosa casa que Fidel Castro le regaló a Diego Maradona en La Habana

En las últimas horas, Mauricio D'Alessandro contó que el hijo de Fidel Castro llamó a Matías Morla para informarle que su padre le había regalado una casa a Diego y que todavía está como la dejó en 2005.
Actualidad
Actualidad

Mientras la Justicia intenta determinar cuánto hay para repartir entre los herederos de Diego Maradona, siguen apareciendo bienes en todas partes del mundo. En este contexto, Mauricio D’Alessandro pasó por Los Ángeles de la Mañana, el programa que conduce Ángel de Brito, y allí sorprendió con varias de sus revelaciones referidas al caso.

La pileta es una de las principales atracciones

“Llamó el hijo de Fidel Castro a (Matías) Morla para recordarle que Fidel le regaló a Diego Maradona la casa de La Pradera. Hay que entender que lo llamó a Morla, no llamó a otra persona, para recordarle que en el altillo de esa casa hay decenas de objetos de Maradona”, contó el abogado, que representa a quien fue el apoderado de Diego.

El frente es digno de un hotel de lujo

D’Alessandro hace referencia al lugar en el que el astro estuvo internado en La Habana, Cuba, entre el 2000 y el 2005, cuando regresó a Argentina para ponerse al frente de La noche del 10.

La recepción en La Pradera

Se trata de un centro de rehabilitación que tiene las comodidades de un hotel all inclusive. Año a año recibe a miles de personas de todo el mundo para sus diferentes tratamientos. Los médicos más prestigiosos de la isla trabajan ahí y están a disposición de los pacientes en todo momento.

Uno de los pasillos que comunica todos los departamentos

En ese lugar, a El Diez le dieron una casa para que tuviera mayor tranquilidad y sus momentos de intimidad en los intervalos de su tratamiento. Según reveló Mauricio, la casa está en las condiciones en que la dejó Diego, con las paredes pintadas y los garabatos que él les hizo con aerosol como decoración. No se tocó nada.

Parte de la recreación

Se lo cuidó tanto en ese momento que no se permitió tomar imágenes, y mucho menos permitir el ingreso a personas ajenas a Diego. Era su búnker, su lugar sagrado dentro de un recinto de que ya de por sí era un sitio confortable.

El lugar no sólo cuenta con tratamientos para recuperar a adictos a la droga. también hay allí especialistas en enfermedades neurológicas, cardiovasculares, logopédicas, ortopédicas, respiratorias, de foniatría y audiología, entre otras tantas.

El lugar, que está emplazado en medio de la naturaleza y donde sólo se escucha el viento y las aves, fue inaugurado por Fidel Castro en noviembre de 1996. Su arquitectura se asemeja más a la de un hotel de lujo que a la de un hospital.

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig