Suman fuerzas para trabajar – GENTE Online
 

Suman fuerzas para trabajar

Uno más de los desocupados de clase media argentina, casi a punto de perder las esperanzas. Así se sentía Leo Socolovsky cuando de repente lo asaltó la idea que lo sacaría a flote: poner un aviso en el diario y convocar a todos aquellos que estuvieran en su misma situación. De esa forma, en 1996, se formó la semilla de lo que después llamarían El paraguas club. El m
artes 16 comienza un nuevo ciclo de reuniones en el que muchos empleados, comerciantes, productores rurales, empresarios, profesionales y artesanos podrán encontrar lo que les falta para largarse a trabajar.

Desde ese aviso, cada semana se reunieron más personas que, como él, necesitaban de la ayuda de otros para llevar adelante sus proyectos. "La principal función del paraguas Club es la de conectar a los comerciantes y profesionales desocupados", explican sus integrantes. Así, los sueños de un argentino atípico, que se resistió luchando contra el y qué le vamos a hacer, comenzaron a tomar forma. A partir de los encuentros del Paraguas se generan proyectos conjuntos. La gente se conoce, cuentan sus experiencias y ven qué puede aportar cada uno. Y los emprendimientos salen solos, en medio de charlas en las que intercambian ganas e ideas. Pero la otra cara de la moneda, tal vez la más importante para la gente que llega desahuciada, es que se produce un efecto secundario de apoyo anímico a aquellos que perdieron su trabajo.

Uno suma el conocimiento. Otro el capital. Y el resto aportará materiales, experiencia y trabajo para generar pequeños emprendimientos autosustentables. El objetivo prioritario ahora es extender estas actividades a distintos lugares del país. Mientras tanto, las actividades del centro de Capital (queda en Thames 2460 planta baja A, teléfono 4773-2001) siguen adelante. El nuevo ciclo de reuniones para quienes quieran participar de las actividades del Paraguas comenzará el martes 16 de marzo a las 18.00. Es un pequeño curso en el que los nuevos participantes aprenden cuáles son las normas y pautas del club. Los temas de las clases son: presentación de la metodología de trabajo, taller de motivación y creatividad, plan económico financiero de un microemprendimiento, y cierre del ciclo y redacción del aviso en el que ofrecen sus recursos o servicio. A partir de allí, sólo queda ponerse de acuerdo con otros y empezar. Los cupos son limitados, por eso es necesario anotarse con anticipación.

Los lunes, miércoles y viernes a las 16 organizan charlas informativas para quienes quieran saber de qué se trata.

Más información: El Paraguas Club

Algunos de los miembros del <i>Club</i>. Semana a semana, se reúnen para asesorar a los que recién empiezan.

Algunos de los miembros del Club. Semana a semana, se reúnen para asesorar a los que recién empiezan.

Los que tienen las mismas necesidades se reúnen bajo el mismo paraguas que los protege del pesimismo y la desolación.

Los que tienen las mismas necesidades se reúnen bajo el mismo paraguas que los protege del pesimismo y la desolación.

Una de las integrantes mide los sillones de mimbre que ella produce y comercializa, con otros miembros del <i>Paraguas</i>.

Una de las integrantes mide los sillones de mimbre que ella produce y comercializa, con otros miembros del Paraguas.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig