«Soy la Liz Taylor argentina. Nadie se casó y se separó tantas veces como yo» – GENTE Online
 

"Soy la Liz Taylor argentina. Nadie se casó y se separó tantas veces como yo"

"Soy soltera, viuda y divorciada". Moria lo dice de la misma manera en que
dice casi todo: sin dejar dudas a quien la escucha. Después sigue: "En los tres
estados siempre me siento bien, ningún estado civil modificó mi vida ni tampoco
ningún hombre me condicionó a nada"
. Moria acaba de firmar su acta de divorcio
que la desvincula, ante la justicia y para siempre, del empresario Juan Alberto
Boganich y ahora agita, entre las máquinas del gimnasio III Millenium, adonde
fue a festejar su nueva condición, el papel que lo certifica. Se la ve feliz.
Para Moria es un día especial.

-Ya logró su divorcio… Sin embargo, usted misma dijo que siempre necesitó tener
a un hombre a su lado.
-Sí. Creo que no puedo vivir sin un hombre que me acompañe. Yo reincido todo el
tiempo. Xavier es mi quinta pareja, y a esta altura ya me siento como la Liz
Taylor argentina. Ninguna, en este país, se casó y se separó tantas veces como
yo.

-¿Cómo fue su relación con cada una de esas parejas? Porque todas tenían
personalidades muy diferentes…
-Es cierto, pero tenían que ver con cada etapa de mi vida. Con Boganich estuve
tres meses de novia y tres meses casada. Ahora, revisando los papeles, me acordé
de que mi tía Cata fue la testigo; ni mis padres estuvieron en mi casamiento.
Después conocí a Carlos Sexton y nos fuimos a vivir a Europa; él era muy
caballero y estuvimos ocho años juntos. Entre nosotros no había diferencias y
los veinte años de más que él tenía no existieron, hasta que Mario Castiglione
se cruzó en mi vida.

-¿Y Mario fue muy movilizante para usted?
-Por eso fue el padre de mi hija, estuvimos ocho años juntos y me sedujo por su
oratoria, por su forma de hablar. Castiglione entró en mi vida en el '82 cuando
yo era la vedette del teatro de revista que protagonizaban Olmedo y Porcel, y él
llegó como atracción al teatro con su grupo Medichi Concert. Una noche, en el
camarín, me dijo que yo lo cautivaba y me invitó a salir, pero durante un mes
fuimos al albergue transitorio solo para hablar, no hacíamos nada.

-¿Y con Luis Vadalá?
-Estuvimos otros ocho años. Fue una relación desagradable que no me interesa
recordar.

"Ahora logré el divorcio vincular de Alberto Boganich, porque Xavier no quiere que viva con ningún fantasma del pasado. Es muy celoso y, además, él quiere que nos casemos", explica Moria.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig