«Si no fuera por mi familia, yo no estaría aquí» – GENTE Online
 

"Si no fuera por mi familia, yo no estaría aquí"

Uncategorized
Uncategorized

"Mirá, ¡ahí sale! Sandro, ¡te amo!". Y lo ama, con irreprimible locura. Alicia Stefanolo -47 años, ama de casa, de Parque Patricios- esperó al
Gitano desde el alba del lunes 19, para confirmarle su amor incondicional. Ella y tres mil corazones más.

Son las 17, Sandro aparece en la puerta de su mítico refugio de Banfield. Con 57 años recién estrenados y un enfisema pulmonar que le obligó a poner distancia entre él y los escenarios, aunque siempre esté volviendo. Lanzó un beso masivo a sus fans, a -como ellas se autodenominan- sus rosas. Y ellas retribuyeron con un solo grito: "¡Feliz cumpleaños, Sandro!".

Y entre las declaraciones de pasión, el ídolo se asoma a la puerta y dice: "Gracias. Primero a Dios, por permitirme llegar a este día. Segundo, a mi familia, que si no fuera por ellos, yo no estaría aquí. Y tercero, a ustedes, que son mi regalo más invaluable. Esto es para ustedes, la gente de mi corazón. Gracias, las amo. Disculpen, la emoción me corta la voz. Ustedes están presentes en cada latido de mi corazón". Y más tarde, a las 21, remató: "Esto es un regalo de Dios del que no me creo merecedor. Yo tan solo soy un muchacho de barrio"

En el intermedio, recibió a 300 de sus devotas -que por la mañana habían "sacado" número para ese encuentro-, abrazándose y fotografiándose con cada una de ellas. Y la lluviosa noche anterior hizo ingresar a su casa a aquellas que estaban acampando en su puerta, para un poco del clásico tratamiento Sandro, es decir, pura galantería.

Sus adoradoras son un mundo aparte. En la esquina de Beruti e Hipólito Yrigoyen se crea un carnaval de banderas, gorros, vinchas y… rosas. Madres, hijas y hasta nietas. Desde Morón hasta Perú. Gladys Romeo (41), asegura: "Por el Gitano, la vida. Me hice 1.200 kilómetros desde Río Negro para estar en su cumple". Elsa Villamil (48), de Temperley, afirma: "Le puse Roberto a mi hijo. ¿Qué otro nombre podía elegir?". Sandra Siutrani (21) es una fan de importación: "Soy de Lima, Perú, y vengo para el cumple del más grande". Pero no sólo de damas es esta pasión. David y Matías, de Rafael Castillo, son dos fieles discípulos: "A Sandro le debemos todo. ¡Si a nuestras novias las conquistamos con sus canciones!".

Tres mil almas se agolparon en la puerta del ídolo para celebrar su cumpleaños. Tres generaciones de una pasión que se hereda de madre a hija y de hija a nieta. Entre los presentes, Juan José Camero, íntimo de Sandro.

Tres mil almas se agolparon en la puerta del ídolo para celebrar su cumpleaños. Tres generaciones de una pasión que se hereda de madre a hija y de hija a nieta. Entre los presentes, Juan José Camero, íntimo de Sandro.

A las 17 en punto, el Gitano salió para recibir el amor de todas sus rosas.

A las 17 en punto, el Gitano salió para recibir el amor de todas sus rosas.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig