“Sentimos que la gente quería volver a vernos juntos” – GENTE Online
 

“Sentimos que la gente quería volver a vernos juntos”

Uncategorized
Uncategorized

El 7 de diciembre a las 8.15 quedará grabado como un acontecimiento para los fans de las telenovelas. Porque, después de muchas ofertas y tentaciones, Pol-ka los reunió después de seis años. Entonces Natalia Oreiro y Facundo Arana, o Facundo Arana y Natalia Oreiro –para que no haya peleas de cartel– vuelven a trabajar juntos. “Esta es la primera escena que grabamos juntos después de haber terminado Muñeca brava, aunque el año pasado hice una participación especial en la novela Al ritmo del tango, que Natalia grabó para Rusia. Sos mi vida nos vuelve a unir en una historia de amor. Serán 120 ó 180 capítulos, donde habrá mucha dulzura y humor. Cuando nos contaron la historia, nos pareció que era como la continuación de Muñeca brava. Estoy nervioso, porque los dos estamos muy emocionados por este reencuentro”, dice Arana, bien vendedor, en la sede del CENARESO en Boulogne, donde graban las primeras escenas. En cambio, para Natalia, es un cuento más emocionante: “Siento que estoy como volviendo a debutar, porque para mí todo es nuevo. Cambié de canal, de productora. Todos los técnicos son nuevos. Y estoy empezando a volver a armar una nueva familia”.

–¡¿Cómo?!
–Porque con el equipo compartimos entre diez y doce horas diarias. Y aunque este año no quería hacer televisión, cuando me junté a tomar un café con Facundo y me contó la historia, me enamoré de Monita, mi personaje, y sin dudarlo le dije que sí.

–Entonces, ¿cómo es Monita?
–Es una chica tierna pero un poco bestia: cuando habla se come las eses. Es simple, sincera, emprendedora, temeraria y luchadora. Quizá por eso en el fondo quiere ser boxeadora. Y te juro que la Tigresa Acuña y su marido, Ramón Chaparro, con quienes me estoy entrenando para hacer el papel, me dicen que tengo talento para llegar a ser una campeona, pero yo no puedo pelear y que me desfiguren la cara...

Pero, cross de derecha aparte, Esperanza Muñoz o Monita, que no es muñeca de nadie, es una chica brava, con historia brava: vive en un conventillo de La Boca, fue abandonada por su madre a los 13 años y adoptada por Nieves y su hijo Quique, que con el tiempo pasó de ser su compañero de juegos a ser su novio, aunque ella lo vea más como un hermano. Ella deja de boxear por una lesión en la mano, va a buscar trabajo a la empresa de Quique, y por ahí va el asunto.

–¿Y vos, Facundo, qué dirías de tu personaje?
–El mío no es tan diferente al Ivo de Muñeca brava. Hago de Martín Quesada, un empresario viudo que hace siete años perdió a su esposa en un accidente aéreo. Es un tipo exitoso, altruista y solidario, que heredó una fortuna y el control de la poderosa empresa constructora de su familia. Es un amante de los deportes de riesgo y campeón de Fórmula 1. Si bien ya ha superado esa pérdida, no ha vuelto a plantearse formar una pareja. Está de novio desde hace dos años con una tal Constanza Insúa, con quien se siente cómodo, pero no planea concretar en lo inmediato. Tiene de todo en la vida, menos una familia propia. Y es muy pudoroso con sus sentimientos.

–Ustedes siempre cambian su look de acuerdo a los personajes. ¿Cuál fue la metamorfosis que hicieron para componer a Monita y a Martín Quesada?
Arana:
Yo no tuve que hacer una gran metamorfosis, porque ya me había cortado el pelo para interpretar a Ross Gardiner en Visitando a Mr. Green (que ahora queda en manos de Federico Olivera), y este personaje es muy formal. También ama los fierros, como yo.
Oreiro: En cambio el mío es una chica rea, un poco bruta, pero dulce. Por eso para componer a Monita me oscurecí el pelo, me puse extensiones en lo de Diego Impagliazzo, y voy a usar mucha ropa de boxeo: guantes, botitas y shorts. Antes de empezar a grabar, estuve entrenando todos los días durante un mes y en doble turno; ahora reduje a uno y sólo tres veces por semana. En mi cuerpo ya noté muchos cambios; aunque peso los mismo, se me ensanchó la caja, ¡y hay mucha ropa que no me entra! Y ahora todos se tienen que cuidar de mi derecha, que según Marcela –la Tigresa– es larga y picante... ¡Ja, ja, ja!

–¿Tienen alguna cábala para que este proyecto sea un éxito?
Oreiro:
Respetarnos mucho y tener buena onda es nuestra cábala. Nosotros nos conocemos desde chicos, cuando recién estábamos empezando en esta carrera, y siempre nos llevamos bien.
Arana: Sabemos que hay muchas expectativas de volver a vernos juntos. Por eso, Sos mi vida ya se vendió a varios países. Y si hay buena onda, el público nos va a acompañar. Desde que se enteraron que volvíamos nos demuestran su apoyo desde varios lugares del mundo. Hasta se comunicaron con nosotros para conocer más de la historia. ¡Imagináte que Muñeca brava se llegó a vender a 174 países!

–Igual, Monita y Martín descubrirán que ellos son el uno para el otro…
Arana:
Sí. A pesar de todas las trabas e inconvenientes, ellos lograrán cumplir su sueño de vivir un gran amor y tener una bella familia.
Oreiro: A pesar de las piñas que Quesada va a recibir, el amor entre ellos seguro va a llegar a buen puerto.

Los habían tentado muchas veces para volver, pero las giras de Natalia como cantante y los compromisos de Facundo no les permitían coincidir. Todos quieren que Oreiro cante la canción de la novela, pero ella, por ahora, sólo se preocupa por su personaje.

Los habían tentado muchas veces para volver, pero las giras de Natalia como cantante y los compromisos de Facundo no les permitían coincidir. Todos quieren que Oreiro cante la canción de la novela, pero ella, por ahora, sólo se preocupa por su personaje.

Se los ve contentos y emocionados por volver a trabajar juntos. Facundo se encargó de presentarle a Naty al equipo técnico de Pol-ka, ya que la ella está debutando en la productora de Suar. En el back miran junto al director de Exteriores, Jorge Bechara –el mismo que dirigió a Arana en 099 Central–, la escena recién filmada.

Se los ve contentos y emocionados por volver a trabajar juntos. Facundo se encargó de presentarle a Naty al equipo técnico de Pol-ka, ya que la ella está debutando en la productora de Suar. En el back miran junto al director de Exteriores, Jorge Bechara –el mismo que dirigió a Arana en 099 Central–, la escena recién filmada.

“<i>Después de un mes practicando box, se nota que mi cuerpo cambió. Aunque peso lo mismo, se me ensanchó la caja, ¡y hay ropa que ya no me entra!</i>”

Después de un mes practicando box, se nota que mi cuerpo cambió. Aunque peso lo mismo, se me ensanchó la caja, ¡y hay ropa que ya no me entra!

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig