«Nos quieren tirar el fardo para salvar a Chabán» – GENTE Online
 

"Nos quieren tirar el fardo para salvar a Chabán"

Uncategorized
Uncategorized

La plaza de Tapiales luce sombría, hoy, domingo 30 de enero. El raro clima de enero, lluvioso y frío, sumado al primer mes sin todos los Callejeros que se fueron, hace que este sea un día totalmente triste. Una bandera reza el título de una canción de los Redondos: "Violencia es mentir", se lee, y en seguida: "La verdad es justicia callejera". A pocos metros se encuentra Pato Santos Fontanet -viste una remera con la cara de Gardel-, en el sector de la plaza que da hacia la avenida Altolaguirre. Un poco más allá, Cristian Dios Torrejón, el bajista. Esta tarde, son dos más entre los jóvenes que buscan justicia. De pronto, un fan se acerca y dice: "Pato, suerte que viniste. Sos inocente, no tenés que esconderte de nada".

Esa fue una de las consignas de la tarde: "Basta de culpar a Callejeros". A diferencia de las marchas encabezadas por los padres, sumidas en el silencio, los jóvenes gritaron y cantaron a rabiar: "Ni la bengala, ni el rock and roll, ¡A nuestros pibes los mató la corrupción!", se oía al ritmo de los improvisados tambores.
Mientras, Patricio Santos Fontanet charlaba con el fan de Villa Celina que se le acercó. "No me escondí. Los primeros veinte días estuve con Mariana, mi novia, hasta que falleció. Y después me quedé cuidando a Julia, la hermana, que seguía internada. Por suerte, le dieron el alta, y mañana -por el lunes- empieza con la rehabilitación. Parece que va a quedar con algunas secuelas neurológicas."

Según una entrevista -realizada antes del desastre- que Santos Fontanet concedió a la publicación Si se calla el cantor, la situación de la banda se complicaría frente a la jueza María Angélica Crotto. En los fragmentos más importantes, el cantante reconocía: "Nosotros no echamos a un pibe porque prende una bengala como hacen ahí (por el estadio de Obras)… sea el lugar que sea, siempre ponemos nuestra gente y nuestro control".
Sin detectar la presencia de GENTE, el cantante continuó la conversación, refutando los dichos que tuvo la última semana Raúl Villarreal, según más de un testimonio, estrecho colaborador de Chabán: "Raúl se hace el b… Desde que empezamos a tocar en Cemento, él no nos dejaba poner nuestra seguridad. Ahora nos quieren tirar el fardo para salvar al hijo de p… de Omar".
Fan: Los medios no los están ayudando…
Pato: Nos quieren cag... No sé por qué. Pero imagino que es más fácil voltear a un grupo de barrio que a un empresario.
Fan: ¿Es cierto que hoy van a anunciar la despedida?
Pato: No, nosotros no vamos a hablar. Esta marcha la organizaron ustedes, los barrios que nos siguieron siempre: Celina, Tapiales y Villa Madero -estos dos últimos, sus máximos seguidores, según le confesó alguna vez Pato a su amigo Juan José Biso, el peluquero de la banda-. No sé si vamos a tocar otra vez. Todavía no nos juntamos con los chicos a hablar del tema.

Cerca de las 18.30, la columna de casi 300 manifestantes encaró por la avenida Vélez Sarfield hacia Villa Celina. En el trayecto, los vecinos que escuchaban cantar a la multitud, bajo la lluvia torrencial, salían de sus casas y apoyaban la manifestación aplaudiendo y sumándose al grito de "¡los chicos, presente… ahora y siempre!". En la calle Barros Pazos, a metros de la sala de ensayo de la banda, los organizadores de la marcha improvisaron un escenario montado sobre el semieje de un camión. Desde allí, uno de los chicos dijo: "Tenemos que hacernos fuertes para que no se aprovechen los oportunistas de siempre. Quisieron comprar nuestro silencio con 300 mil pesos, pero no lo lograron. Tratan de criminalizar a la banda para que zafen Ibarra, Chabán y los funcionarios coimeros". Los oradores invitaron a todos los barrios a sumarse a las marchas a realizarse todos los días 30 -en febrero será el 28-. Casi a las 20.00, los jóvenes se dispersaron, sin quedarse a la misa que se celebraba a metros de
la plaza. Tanto los padres como la mayoría de los adolescentes, privilegiaron las marchas por sobre la ceremonia religiosa en homenaje a los chicos caídos. En la iglesia de Villa Celina, GENTE se encontró con Lucio y Rita, padres de Gustavo Bellascuaín, otro de los 192 fallecidos. Allí, Lucio aseguró que la postura de Ibarra en la Legislatura le pareció lamentable y que su único consuelo está en la fe.

LA POSTURA DE LA BANDA. Si bien Callejeros no dio notas, el pensamiento de la banda quedó plasmado en el escrito que Eduardo Arturo Vázquez, baterista de la banda, le envió a la jueza María Angélica Crotto. Algunos de los puntos más importantes son:
- "El Sr. Omar Chabán fue responsable de hacer colocar un techo y una media sombra de un material no ignífugo y tóxico; cerrar la puerta de emergencia; tener matafuegos descargados; determinar la capacidad del local en 4000 -en este caso se emitieron 3500 entradas-; contratar al personal de seguridad y de control."

- "La persona que encendió la 'candela' fue la responsable del incendio."

- "Los funcionarios del Gobierno de la Ciudad fueron los responsables de controlar la habilitación y condiciones de seguridad del local."

Sin dudas, continuará.

Domingo 30, cerca de las 19: Pato camina por la avenida que comunica Tapiales con Villa Celina. Cuando varios fans le preguntaron por el futuro de la banda, respondió: “No sé si volveremos a tocar”.

Domingo 30, cerca de las 19: Pato camina por la avenida que comunica Tapiales con Villa Celina. Cuando varios fans le preguntaron por el futuro de la banda, respondió: “No sé si volveremos a tocar”.

El mal tiempo no impidió la peregrinación hacia Villa Celina.

El mal tiempo no impidió la peregrinación hacia Villa Celina.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig