Mar del Plata – GENTE Online
 

Mar del Plata

El sol allá arriba, que no decae ni quiere decaer. Y allá abajo, Mardel en
una de las mejores temporadas de su historia. En esas playas, en esas curvas que
se beben a ese sol. Mil códigos, mil tendencias. Qué hacer, adónde ir. Asunto
complejo, tal vez, pero tan sólo hay que dejarse llevar. Es un imán, que atrae y
no suelta. La movida llama. Y más te vale escucharla.

LO MAS. La Caseta-Coca Cola es el parador. No hay dudas. Tiene de todo.
Deportes, música, y toda la onda para estar, bueno, en onda. El que quiera
moverse, tiene para rato. Una increíble cancha de fútbol -comandada por el
otrora crack boquense, Carlos Chino Tapia-, más clínicas a diario, una escuela
de surf para los más chicos, y una rampa-tobogán dentro de una pelota gigante
para los más intrépidos. Además, un solarium con todo. De yapa, los mejores DJ's
pincharán su groove para los presentes. Decir cool es decir poco. Alucinante,
nomás. Y el rock está a la orden del día, con Vicentico, Babasónicos y Mimí
Maura sacándole chispas a la arena. De vecino, el parador Abracadabra Quilmes
Movicom. Por sus arenas, los mejores cuerpos, y las nuevas tendencias. Con una
decó al mejor estilo Bali, brilla el deck central de Quilmes -sedientos,
bienvenidos-, y el VIP de Movicom, súper exclusivo. Lo más de lo más.

UN CLASICO A NUEVO. La playa Peralta Ramos es una de las más tradicionales del
sur. Y para este 2004, fue toda una sorpresa, bien innovadora, con la belleza
natural del lugar como raíz, de la mano de Mastercard. Y comodidad sobra: ciento
cincuenta carpas standard, trece VIP -con diseño exclusivo de Quilmes-, y un
estacionamiento con capacidad para 200 vehículos. Si lleva a los chicos, una
guardería para quedarse tranqui. Y mejor aún, un sector de masajes con manos
expertas. ¿Deporte? De altísimo nivel. Clases de gym, aerobics y beach voley. Y
en sus arenas, el primer campeonato femenino para fanáticas de la ovalada, el
primer campeonato de Beach Rugby-Copa Quilmes. ¿Pica el hambre? Su Parador de
Mar ofrece exquisiteces, como la brochette de langostinos y el imperdible wok de
mar. Para los atardeceres -alucinantes en Peralta Ramos-, el deck de Quilmes,
con tres niveles.

SUENA CON TODO. Unica, divertida, refrescante. Bueno, de eso la va Alternativa
Sprite, sobre las orillas del balneario El Taino. Y su receta, más que atractiva
para los teenagers. Recitales acústicos y bien íntimos de artistas como Emme,
Turf y Catupecu Machu, videogames a cargo de Nintendo, y el increíble Euro
Jumping, a saber, un salto con arneses sobre cama elástica para las más osadas
piruetas en el aire. Su Escuelita de Surf, para prenderse en la cresta de la
ola. La cámara de Sprite TV, para decir lo que se te ocurra y salir en tele por
la pantalla de Much Music. Y dos kilómetros al sur del faro, sigue el sonido en
la Metro Beach, sobre el paraje San Jacinto. Suspendido en la altura contra un
acantilado -y el océano Atlántico, de inigualable fondo-, con dos grandes
terrazas, imperdible gastronomía, y el ciclo Chill Out Live, con la mejor música
electrónica en vivo, y bandas como Audioperú, durante todos los jueves de enero.
Además, Juan Castro, Andy Kustnezoff y Matías Martin harán sus transmisiones de
sus programas de radio en vivo. En el lounge de Brahma, gira el vinilo, de la
mano de DJ's estrella como Javier Zuker y Carlos Alfonsín. Para ejercitar los
músculos, clases de fues -a saber, fuerza y estiramiento- y masajes. Y quien
quiera rock, bueno, la Rock & Pop Beach. Desde su cabina, y en vivo, Fabio
Posca, Lalo Mir, Bobby Flores, e Iván Noble -inseparable de su mujer Julieta
Ortega-. Increíble el espectáculo de surf nocturno, inédito en Latinoamérica.
Además, magos, tarotistas, y body painting.

Más allá del faro de Punta Mogotes, en Alamo -el único balneario que permite el
ingreso de vehículos 4x4-, otra radio, la Mega 98.3 instaló su parador. Su
fórmula: puro rock nacional, por supuesto, con recitales de leyendas como Pappo.
Y para los rugbiers, el ex puma Rolando Yankee Martin comanda la propuesta
deportiva. Siguiendo el trecho del sur, La Morocha es un espacio hipertop, con
una estética alucinante de último diseño y música dance a pleno, de la mano de
su DJ residente, Adrián de Bernardis, y estrellas internacionales invitadas como
Miss Kinky. Su RRPP es Gustavo Martínez. La gastronomía del lugar, al mando del
restó Tiziano, satisface a los más exigentes. Además, La Princesa, bar surfer
clásico de Mardel, tiene su barra. Pero esto no termina. Además, habrá
importantes promos de Gancia y Quilmes.
Y para futboleros de alma, las canchas de la B-12, en Punta Mogotes, donde
concentran los mejores futbolistas como Diego Placente y Claudio Ubeda.

BIEN TRANQUI. En el extremo sur de Playa Grande, el Ocean Club es el balneario
más tradicional de Mar del Plata. Fundado en 1912, es el elegido por
empresarios, jueces y artistas. Cuenta con servicios de excelencia: restaurante,
servicio de bar en las sombrillas y toldos. Además, un lujo: un carrito de golf
para arrimarse hasta la orilla y un personal compuesto por los mejores
masajistas, y manicuras de la ciudad. Puesta a punto, que le dicen. Para
aquellos ávidos de imaginación, el Ocean tiene una biblioteca -y su
correspondiente sala de lectura, claro-, además de Internet. Sus torneos de
truco, canasta y bridge, un clásico de nuestra costa. El que quiera exclusivo,
La Reserva -también pasando el Faro- es un paraíso VIP. Para ingresar, la
condición de socio accionista es sine qua non. Entre sus toldos se pasea
Catherine Fulop, entre tantas celebrities.
Y camino a Chapadmalal, está Manantiales Club de Mar, único en su variedad de
servicios. A saber: jaulas para la práctica de golf, clases de arquería, atelier
de pintura, circuitos ideales para el biciturismo y una guardería con
actividades para los más chiquitos. Quien quiera refinar sus habilidades, hay
escuelas de natación, tenis, béisbol, básquet y fútbol. Y quien quiera sudor,
clases de aerobox, taebo y pilates, lo mejor en fitness. De cereza en esta
torta, el imperdible Spa de mar, ubicado en el corazón del bosque, para
descargar todas las tensiones. Si la rutina agobia, éste es el lugar.

Bueno, terminamos. ¿Estás en Mardel? Ni lo dudes. Las opciones están servidas.
Armá el bolsito playero, lanzate a la arena. Y entrá en la onda.

Tiene de todo. Deportes -surf y fútbol-, recitales, y todo el sol playero.Y, por supuesto, 
las mejores diosas.

Tiene de todo. Deportes -surf y fútbol-, recitales, y todo el sol playero.Y, por supuesto,
las mejores diosas.

Abracadabra Quilmes Movicom: el parador hiperconvocante, con los mejores cuerpos, las nuevas tendencias y fieles veraneantes.

Abracadabra Quilmes Movicom: el parador hiperconvocante, con los mejores cuerpos, las nuevas tendencias y fieles veraneantes.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig