La nueva cara del poder – GENTE Online
 

La nueva cara del poder

Sabe, Cristina Fernández de Kirchner, que el camino a la senaduría por la
provincia de Buenos Aires en el 2005 estará tapizado de piedras, plagado de
trampas. Esta semana, casi al mismo tiempo que los transversales virtualmente
oficializaban su candidatura y preparan una andanada de afiches con la leyenda
Cristina 2005, tuvo una prueba de lo resbaladizo que será el terreno. Pero
sorprendió. Y mostró, contra todos los pronósticos, una cara distinta a la de su
marido, el Presidente. Lejos de crisparse y responder con nafta al fuego ante la
acusación por enriquecimiento ilícito con el dinero de la provincia de Santa
Cruz -oportunamente fuera de la Argentina del corralito-, y versiones de
supuestas cuentas secretas en Cuba -que ya circulan profusamente por Internet-,
instruyó al actual gobernador y aliado incondicional Sergio Acevedo para que
blanqueara el destino de aquellos 507.420.707,21 dólares, a los que hoy se deben
sumar dos millones en concepto de intereses.
Los gritos, por ahora, los pega Néstor. Ella no quiere abandonar el silencio que
la acompaña el último tiempo. Sin embargo, a pesar de su escaso perfil de estos
meses, Cristina ya se prepara, por dentro y por fuera, para el gran combate del
próximo año frente a Chiche Duhalde. Por dentro, aceitando un aparato propio
para no pisar en falso en el terreno que busca conquistar. Por fuera, con un
arsenal de cuidados que justifiquen los dichos del propio George Bush, quien la
calificó como "la senadora más linda del mundo". Cristina va a la batalla, pero
quiere que el camouflage del casco combine con sus zapatos de Ricky Sarkany.

"La decisión de ser candidata por la provincia de Buenos Aires hizo que sufriera
una profunda metamorfosis que no sólo se reflejó en su humor, sino también en lo
físico
", sostuvo ante GENTE una ex compañera del Senado, de una provincia
norteña, con quien sostiene largas conversaciones. "Sabe que para ser candidata
hay que agradar, y desde un tiempo a esta parte decidió poner límites a su
carácter impulsivo, y lo reemplazó por una actitud conciliadora. Ya no es el
huracán capaz de pedir a los gritos la expulsión de Barrionuevo, ahora prefiere
que otros saquen las uñas por ella. Hoy se muestra atenta y dispuesta a
solucionar cualquier dificultad a sus pares. Muchos, en verdad, la desconocen
por lo gentil que está. No hay duda de que dejó su soberbia atrás, porque ya
está haciendo campaña."

por Hugo Martin y
Miguel Braillard
informes: Darío Rios y Carlos Quiroga
fotos: Fabián Uset, Santiago Turienzo, Leandro Montini y Presidencia de la Nación

Cristina Fernández de Kirchner, el lunes 12 de julio en el Salón Sur de la Casa de Gobierno, durante el anuncio del III Congreso de la Lengua Española. Nuevo look, nuevo rostro, nueva actitud, siempre hermosa

Cristina Fernández de Kirchner, el lunes 12 de julio en el Salón Sur de la Casa de Gobierno, durante el anuncio del III Congreso de la Lengua Española. Nuevo look, nuevo rostro, nueva actitud, siempre hermosa

La Primera Dama cuando era una joven estudiante en La Plata. Entonces, fumaba. Hoy, detesta el cigarrillo, y prohibe el humo cerca suyo.

La Primera Dama cuando era una joven estudiante en La Plata. Entonces, fumaba. Hoy, detesta el cigarrillo, y prohibe el humo cerca suyo.

Más información en gente.com.ar

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig