El descanso de la Primera Damita – GENTE Online
 

El descanso de la Primera Damita

¿Vieron qué hermosa que está la nena? Sáquenla linda, eh”, comenta risueña al fotógrafo de GENTE Susana Iris Alfonso –más conocida como Mackenna–, la asistente de Cristina de Kirchner en la quinta de Olivos, mientras Florencia (15), la hija menor del Presidente de la Nación camina coqueta por las playas de Pinamar. El día está fresco, por eso Flor recorre las arenas con pollera blanca a la rodilla y una musculosa negra de Ona Sáez con la inscripción en inglés “Yo amo Argentina”. También luce unos anteojazos oscuros que la disimulan aún más entre la gente que disfruta del mar y de las olas.

Parece mentira que la Primera Damita camine entre la multitud sin que nadie la reconozca, pero su bajo perfil hace que pase totalmente inadvertida. Igual, la adolescente nunca está sola. Además de la simpática colaboradora de su mamá, siempre está acompañada por cinco custodios de la Policía Federal que la siguen a sol y a sombra y se movilizan en dos Suzuki Vitara 4 x 4 rentadas en Hertz. Pero eso a Florencia Kirchner parece no importarle. Porque actúa como si ellos no estuvieran.

El motivo de su viaje a Pinamar fue pasar las vacaciones hasta fin de enero junto a tres amigas de toda la vida. Estas playas eran las favoritas de la familia antes de que Kirchner asumiera la presidencia. Esta vez, la adolescente se alojó en el lujoso apart Terrazas al Mar, hoy propiedad del grupo Liberman, aunque su dueño original fue el mismísimo Alfredo Yabrán, cuando el hotel se llamaba simplemente Arapacis –Altar de Paz–. Su habitación-departamento, ubicada en el primer piso del resort, cuesta algo más de 500 pesos diarios y cuenta con todas las comodidades imaginadas para pasarla más que bien. Igual ella en ningún momento da muestras de aprovecharse de los privilegios que suele otorgar el poder.

Por las tardes concurre al parador Nextel acompañada de sus amigas, con las que suele pasear caminando rumbo al norte, siempre por la playa. Luego toma algo en el restó del balneario, y por la noche todas son habitués de los videojuegos que están sobre la avenida Bunge. Muy de vez en cuando suelen visitar la megadisco KU, ya que por ser menores de edad no pueden entrar a bailar a la hora de los grandes.

Algunos curiosos preguntan: “¿Quién es esa chica?” cuando ven con intriga el asedio de los fotógrafos. Y no pueden creer que la hija de Néstor y Cristina esté allí frente a sus ojos. “¿Cuál es? ¿La del flequillo medio rolinga?”, pregunta uno con facha de rocker. Florencia lo escucha, sonríe y sigue su camino. La espera una tarde en el samba, y por la noche, los mejores temas de Miranda! en la matinée.

Hasta ahora, Florencia, la hija del Presidente, era poco conocida para mucha gente. En Pinamar pasa inadvertida entre los veraneantes y disfruta de unas vacaciones lejos de su familia.

Hasta ahora, Florencia, la hija del Presidente, era poco conocida para mucha gente. En Pinamar pasa inadvertida entre los veraneantes y disfruta de unas vacaciones lejos de su familia.

Todas las tardes, Florencia recorre las playas de sur a norte. Siempre la siguen de cerca Mackenna –colaboradora de Cristina de Kirchner–, y cinco custodios de la Policía Federal que se turnan para vigilar su descanso. Ella se divierte de día y de noche, sin hacerse notar. Como una adolescente más, ama los videogames y las matinée en <i>Ku</i>.

Todas las tardes, Florencia recorre las playas de sur a norte. Siempre la siguen de cerca Mackenna –colaboradora de Cristina de Kirchner–, y cinco custodios de la Policía Federal que se turnan para vigilar su descanso. Ella se divierte de día y de noche, sin hacerse notar. Como una adolescente más, ama los videogames y las matinée en Ku.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig