“Antes de casarme, quiero disfrutar de mi pareja y de la intimidad de la convivencia” – GENTE Online
 

“Antes de casarme, quiero disfrutar de mi pareja y de la intimidad de la convivencia”

Uncategorized
Uncategorized

"Tené en cuenta que ésta es una de mis últimas notas como modelo. En un par de meses me retiro, así que tratáme bien…”, suplica Natalia Forchino (29). “Dentro del mundo de las modelos soy un bicho raro. Por eso no me ves mucho en las revistas”, agrega la chica, que comenzó su carrera hace doce años, cuando Pancho Dotto la descubrió en uno de sus clásicos concursos de scouting. “Me presenté con unas amigas, me eligieron y pasó todo con la velocidad de un misil. Mis primeras fotos en GENTE y Para Ti surtieron un efecto increíble: viajes a París, Roma… las pasarelas en Buenos Aires y un contrato que me convertía en profesional”.

Ahora Natalia baja del Cerro Catedral, donde fue invitada por Personal, sobre una silla séxtuple. Acaba de dar una clase magistral de snowboard a las chicas de la nueva camada de modelos (Jazmín de Grazia, Priscila Crivocapich, entre otras). La estilizada rubia entiende que hoy puede superarlas sólo en la nieve, porque sobre las tablas del fashion hoy mandan otros códigos, que “las nuevas” interpretan mucho mejor. Claro que, fiel a su perfil, la modelo no da nombres y explica: “Soy la antimodelo. En los tiempos que corren, si no sos una persona mediática, no servís. Hoy los clientes buscan a la mina que más se expone y más muestra”.

–Natalia, lo dice como si hubiese tomado el camino equivocado…
–(Sonríe) A veces analizo si me equivoqué de carrera. Siempre me sentí un bicho raro dentro del modelaje. Hay ciertos códigos que no comparto. Cuando empecé, lo que vendía era la pilcha. Hoy ganan el personaje, el cuerpo y después el producto. Siento que nunca di al máximo de mi potencial. Siempre tuve cuidado de no mostrar más piel de la necesaria.

–Dicen que cada alma tiene un precio. ¿Aceptaría posar desnuda por una buena cifra de dinero?
–¡No! Justo que volvió Playboy, yo me retiro… (ríe). Hoy se exige una exposición muy grande y las revistas son pseudo-playboys. Lo monetario nunca me movilizó. Para mí hay cosas más importantes.

–Su abandono del modelaje coincide con la inminente transferencia de su novio, Germán Lux, del arco de River al del Mallorca de España. ¿Es sólo casualidad?
–No abandono mi carrera por Germán; son tiempos que coincidieron. De todas formas no hay nada definido. Cuando él decida qué hacer, veremos cómo y dónde sigue la relación.

–No estaría nada mal que la historia siguiera en las playas de Mallorca…
–No necesitamos un escenario paradisíaco para amarnos. Nosotros estamos muy bien, muy afianzados como pareja. Todavía no lo hablamos, pero si Germán lo necesita, seguramente me iría con él para España.

–Usted le lleva unos años. ¿Es un problema la diferencia de edad?
–Es cierto, apenas tiene 24 años, pero se comporta como un adulto. Nos conocimos hace un año y medio y hubo química: nos pusimos a conversar como si nos conociéramos de toda la vida. Está claro que me gusta mucho, pero me sedujo la simpleza que tiene para tratar a las personas.

–Analicemos: pareja afianzada, con una posible convivencia en el exterior… ¿Se viene la boda?
–Eso lo dijiste vos… Me veo casada, con hijos, aunque todavía no estoy preparada para eso. Antes de casarnos, me gustaría disfrutar de mi pareja, compartir viajes y la intimidad de la convivencia. Además, te dije que soy chapada a la antigua: si el caballero no propone…

“<i>En el mundo del modelaje, hay ciertos códigos que no comparto. Cuando empecé, lo que vendía era la pilcha; hoy ganan el personaje y el cuerpo, y recién después el producto</i>”, afirma Natalia, que fue invitada por Personal al Cerro Catedral.

En el mundo del modelaje, hay ciertos códigos que no comparto. Cuando empecé, lo que vendía era la pilcha; hoy ganan el personaje y el cuerpo, y recién después el producto”, afirma Natalia, que fue invitada por Personal al Cerro Catedral.

“<i>Con Germán estamos muy afianzados como pareja. Todavía no se definió su pase al Mallorca. Pero si él lo necesita, seguramente lo acompañaré</i>”.

Con Germán estamos muy afianzados como pareja. Todavía no se definió su pase al Mallorca. Pero si él lo necesita, seguramente lo acompañaré”.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig