Maju Lozano, a cuatro meses de haber dado positivo de coronavirus, contó que tiene fantosmia: qué produce ese trastorno – GENTE Online
 

Maju Lozano, a cuatro meses de haber dado positivo de coronavirus, contó que tiene fantosmia: qué produce ese trastorno

La conductora comentó que desde que se recuperó del COVID-19 no logra dejar atrás las secuelas. Confunde olores y eso la tiene preocupada. 
Entretenimiento
Entretenimiento

Los casos de coronavirus dentro de la farándula van en aumento y la preocupación crece a la par. En este contexto, la conductora Maju Lozano es una de las tantas personas públicas que tuvo el virus y que pasó por un momento complejo hasta que se recuperó. Sin embargo, las secuelas aún perduran en su cuerpo.

Durante un informe que llevaron adelante en Todas las tardes, el programa que comanda por la señal de El Nueve, se hicieron eco de las consecuencias que deja el COVID-19 en algunos pacientes. Allí, Lozano, que recibió el alta hace tres meses, comentó que en todo este lapso no logró recuperar el olfato y que padece de fantosmia.

“Se calcula que entre el 10 y el 15 por ciento de los pacientes tienen todavía algunos signos o síntomas a largo plazo”, comentó el médico Guillermo Capuya. Enseguida Majo agregó: “Yo los llamo ‘días COVID’ porque en algunos días estás bien y en otros no sabés por qué, pero no tenés aire. Es horrible”.

A continuación, explicó su caso: “Por ejemplo, las flores, el café, no los huelo, el alcohol y los perfumes tampoco. Estoy casi en cero, es como un olfato selectivo”.

Luego, el doctor agregó: “Inclusive hay gente que tiene fantosmias, o sea, que huele olores que no existen. Es una alucinación olfativa; por ejemplo, se bañan y sienten que el agua que sale de la ducha está podrida”.

Casi sin dejarlo terminar, Maju manifestó: “Eso, eso me pasa a mí. ¡Tengo fantosmia! Espero que mi marido esté mirando porque me dijo que estaba loca, pero yo estoy convencida de que el agua tiene olor a yerba”, dijo y agregó entre risas: “No estoy loca, quiero mandarle un beso a mi psiquiatra también porque él estaba preocupadísimo, ¡no me suban la medicación, tengo fantosmia!”.

Para finalizar, y más allá de que se lo tomó con humor, se puso seria para hablar de los inconvenientes: “Hace unos días puse unos huevos a hervir, se me quemó todo y no me enteré. Estaba lo más pancha mirando tele, cuando entraron  a casa gritando ‘qué olor, qué olor’, me fijé. Se había prendido fuego la cacerola , los huevos estaban reventados y nunca me enteré”.

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig