La dramática historia de Emilia Clarke: sufrió un acv mientras filmaba la serie GOT y otro cuando actuaba en la obra Desayuno en Tiffany’s en Broadway – GENTE Online
 

La dramática historia de Emilia Clarke: sufrió un acv mientras filmaba la serie GOT y otro cuando actuaba en la obra Desayuno en Tiffany's en Broadway

La actriz que interpretó al personaje de Daenerys Targeryen en Game of Thrones, reveló que su vida corrió peligro en dos ocasiones, por las cuales tuvo pérdida de masa cerebral y afirmó que es un milagro que todavía pueda hablar y vivir normalmente.

Emilia Clarke se hizo mundialmente conocida cuando interpretó a Daenerys Targeryen en la aclamada serie Game of Thrones, cuando apenas tenía 22 años. Lo que nadie supo fue que mientras estaba en el descanso de las grabaciones entre la primera temporada y la segunda, la joven actriz sufrió un aneurisma que casi le cuesta la vida.

En 2019, Clarke redactó un artículo para The New Yorker donde reveló el calvario que experimentó cuando su salud se vio afectada de manera repentina. Emilia había logrado ser fichada para la nueva serie de HBO basada en los libros de George R.R Martin, luego de haber participado en pocos papeles en su carrera actoral, por lo que era un momento crucial en su vida.

Tras la finalización de la primera temporada, la producción se tomó un descanso para después arrancar recargados la segunda entrega. Durante esas semanas, Clarke decidió entrenar para poder seguir en forma y así estar preparada para todo lo que le exigiera su papel. En una mañana de febrero del 2011, la actriz se encontraba en una sesión de entrenamiento cuando empezó a sentir una dolorosa presión en la cabeza. Finalizó sus ejercicios y cuando estaba en el vestuario se desmayó.

"Por unos momentos, intenté apartar el dolor y las náuseas. Me dije a mí misma, 'No me quedaré paralizada'. Moví mis dedos de los pies y de las manos para asegurarme de que lo conseguía. Para mantener viva mi memoria, intenté recordar, entre otras cosas, algunas líneas de diálogo de Juego de tronos", explicó en su artículo. Una vez en el hospital le diagnosticaron una hemorragia subaracnoidea que sufrió tras un aneurisma cerebral.

La tuvieron que intervenir de inmediato, la operación fue un éxito pero su rehabilitación fue lo más difícil de todo ya que comenzó a sufrir afasia, un trastorno de lenguaje que dificulta leer, escribir y hablar. En ese momento, Emilia tenía 24 años. Con el paso del tiempo pudo recuperarse completamente, continuó actuando hasta que un segundo aneurisma apareció para empeorar las cosas.

Dos años después, cuando finalizó el rodaje de la tercera temporada de GOT y a punto de participar de la obra Desayuno en Tiffany's en Broadway, la actriz experimentó su segundo aneurisma. En esta ocasión fue ella misma quien se acerco a un hospital, donde le realizaron varios estudios y determinaron que este aneurisma era peor que el primero y cuya operación iba a ser simple. Pero al contrario, cuando se despertó de la intervención comenzó a gritar del dolor ya que la operación había fracasado por lo que tuvieron que meterla al quirófano nuevamente.

"La rehabilitación fue incluso peor de lo que fue la de la primera operación...Me pasé un mes en el hospital y, de nuevo, en algunos momentos, perdí toda esperanza. No podía mirar a nadie a los ojos. Tenía una terrible ansiedad y ataques de pánico", confesó sobre su experiencia.

Además, en una entrevista reciente con Sunday Morning, la actriz dijo que es un milagro para ella estar viva: “Con la cantidad de cerebro que tengo inutilizado, es increíble que sea capaz de hablar, a veces articuladamente, y vivir mi vida con total normalidad sin absolutamente ninguna repercusión”. Desde que todo esto sucedió, Emilia no ha dejado que esto la detenga, ha trabajado en varias películas que han sido un éxito en taquilla y tiene varios proyectos importantes en su futuro.

Más información en gente.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig