Ahora leyendo
Jimena Barón reveló su método para apropiarse del placard de Daniel Osvaldo: “Ya no me entran las cosas”

Jimena Barón reveló su método para apropiarse del placard de Daniel Osvaldo: “Ya no me entran las cosas”

Redacción Gente

La cantante apuesta a la convivencia en la casa del futbolista y desde su Instagram mostró un divertido video en el que muestra cómo se las ingenia para apropiarse un sitio entre las cosas de su ex.

La cuarentena logró algo impensado por todos: que Jimena Barón (33) y Daniel Osvaldo (34), quienes son padres de Morrison (6), vuelvan a convivir luego de haberse separado “definitivamente” en 2016, en medio de un escándalo y con denuncias por violencia de género.

Ahora, y con un presente que los muestra muy felices al uno con el otro, la cantante y el futbolista comenzaron un juego muy entretenido a través de las redes sociales: ella lo llama Roberto, mientras que el padre de Momo la llama Mabel, y en este contexto comparten desde las redes diversas actividades que realizan en la casa del futbolista.

Y recientemente, la cantante comaprtió en sus historias un divertido video en el que muestra cómo se la ingenió para “robarle” parte del placard a su ¿novio?.

Se alarga la cuarentena y estoy en casa ajena… Intento ser humilde, pero llegó la hora Roberto, no me entran más las cosas“, anunció Barón, y luego mostró cómo sacó las cosas de Osvaldo y acomodó prolijamente las de ellas en el mueble.

Puede interesarte


Hace unos días la pareja estuvo en medio de una polémica, ya que mientras cocinaba ñoquis y le ponía sal al puré, de la nada, Daniel cantó: “Soy la cobra que se cobra y luego te hace ñoquis bebé“, modificando ampliamente la letra original que escribió Barón a principios del 2019 que dice: “Soy la cobra que se cobra todo lo que hiciste bebé“.

Recordemos que luego de su separación Barón le dedicó dos canciones al futbolista. “La tonta”, que habla de una mujer capaz de hacer todo para complacer a su marido. Y tiempo después “La Cobra” donde se muestra empoderada y dispuesta a cobrar todo el daño que los hombres le causaron.

Ir Arriba