Agustina Kämpfer habló sobre el alarmante incumplimiento de la ley de talles en Argentina: «La oferta textil nacional es un monstruo» – GENTE Online
 

Agustina Kämpfer habló sobre el alarmante incumplimiento de la ley de talles en Argentina: "La oferta textil nacional es un monstruo"

La periodista comparó el mercado argentino con el europeo, dando a conocer las grandes fallas a la ley reglamentada en 2021. 

En el año 2021 terminó por reglamentarse una ley muy importante en Argentina, la Ley de Talles. Sin embargo, es sabido que hasta el momento existe un incumplimiento a esta norma vital para asegurar a todas las personas el acceso a distintas prendas. 

La periodista Agustina Kämpfer en uno de sus tantos viajes al exterior se tomó el tiempo para mostrar la diferencia que existe entre el mercado local y el europeo. En este último, la oferta de talles es mucho más grande y accesible para los habitantes. 

“La tiranía de los talles en Argentina es inexplicable. Esta industria sólo puede sobrevivir con clientas y clientes que se esmeren desmesuradamente por entrar en lo que ofrece, cuando debería ser exactamente al revés”, comenzó diciendo impactada aun por su descubrimiento en su publicación.  

Y continuó, “Les comparto mi experiencia desde los probadores españoles de una cadena irlandesa de ropa que además de ser accesible -verán que a la remera de la frutilla la pagué 2,50 eur-, vende prendas por toneladas.  Acá no hay talles reales ni irreales, hay talles para la realidad de una cadena que quiere vender, con clientas que quieren comprar. ¿Sos flaquísima?: sos 2XS, y a partir de ahí va subiendo, en una escala que, más que inclusiva, la llamaría razonable y rentable”.

Según dio a conocer este año El Cronista, el 65% de las personas en Argentina tienen problemas para encontrar su talle adecuado de ropa, algo de lo que no a escapado Kämpfer durante su vida. "Antes de darme cuenta de que en este lugar la cosa es así, fui a por los talles que compro en Buenos Aires siempre: me quedaban enormes (tengo ropa “made in arg” XL que si pido postre ya no me entra). En casa soy M, a veces L. Resulta que en España soy S y XS ¡Pues claro, tía, si hay tantos tamaños de cuerpos, pos como vamos a limitarnos a tres tallecitos, joderrr!”, explicó desmitificando los irreales talles existentes en nuestro país.

Y finalizó, "Al cuento de asomar la cabeza por la cortina del probador y “¿me traés un talle más?” lo vivimos todas. Y muchas veces, la respuesta es “tenés puesto el más grande”, que le queda de guante a la que pesa 60 kilos. La oferta textil nacional es un monstruo".

Más información en gente.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig