¿Todavía hay fuego bajo las cenizas? – GENTE Online
 

¿Todavía hay fuego bajo las cenizas?

Actualidad
Actualidad

Va y viene. Según se presente el día, según su ánimo, según los astros, Celeste Cid (24) elige estar sola o acompañada. Mientras se prepara para debutar en el cine con su primer protagónico (Motivos para no enamorarse, dirigida por Mariano Mucci y con Jorge Marrale como su pareja), y a días de volver a la tele en América con una nueva entrega de Dirigime, en el capítulo La venganza, su vida sentimental parece estar en continua ebullición.

“Pero… ¿no estaba con…?, se pregunta la gente. Respuesta: ¡no! La relación con Emmanuel Horvilleur (33) terminó… y hace rato: ya en los últimos días de septiembre de 2006 la cosa no funcionaba y hoy sólo mantienen un diálogo y un régimen de visitas “cordial y civilizado, para no lastimar a André, el hijo en común, que recién tiene cuatro años”, dicen sus amigos íntimos. Justamente por eso, el viernes 22 Celeste estuvo con André en una de las primeras filas del Gran Rex, en el recital de Emmanuel, que presentó su tercer disco como solista (Mordisco). Fue una de las que más aplaudieron –hasta coreó las letras– entre las tres mil almas que llenaron la sala.

Terminado el show, madre e hijo pasaron por el camarín… Otra pregunta: “¿En qué quedó Celeste con Luis Ortega?”. Respuesta: en nada… salvo lo que pueda deducirse del paseo por Palermo y estas imágenes. Hace un tiempo, Celeste y Luis (28, director de cine y tercer hijo del clan Palito) sufrieron un break: en la vida de él apareció Cloé Bello, 21, modelo, hija de Nora Portela. Pero donde hubo fuego…

Cierto es que ninguno de los dos habló (públicamente) de reconciliación. Pero ese desfile en familia, mirando vidrieras y con André jineteando sobre los hombros de Luis es una postal más que sugestiva. Desde luego, reconquistar a esta beauty no es fácil, y bien lo sabe Luis, que no ignora el refrán: “El que quiere celeste, que le cueste”. Pero tampoco ignora su contrapartida: “París bien vale una misa”.

El almanaque dirá la última palabra…
Sábado 23. Celeste, Ortega -que tuvo un fugaz romance con la modelo Cloé Belloy- y el pequeño André pasean por la calle Armenia, en Palermo.  ¿Reconciliación en puerta?

Sábado 23. Celeste, Ortega -que tuvo un fugaz romance con la modelo Cloé Belloy- y el pequeño André pasean por la calle Armenia, en Palermo. ¿Reconciliación en puerta?

André, divertidísimo, cabalgó todo el tiempo sobre los hombros de Luis.

André, divertidísimo, cabalgó todo el tiempo sobre los hombros de Luis.

Reconquistar a esta beauty no es fácil, pero Ortega no ahorra esfuerzos.

Reconquistar a esta beauty no es fácil, pero Ortega no ahorra esfuerzos.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig