«Para desnudarse hay que ser audaz» – GENTE Online
 

"Para desnudarse hay que ser audaz"

Actualidad
Actualidad

¿Por qué antes no y ahora sí? ¿Será porque los diseñadores hacen ropa cada vez más zafada? ¿O porque lo impuso el mundo fashion desde las gráficas y la pasarela? ¿Se cotiza n mejor las modelos que se atreven a hacerlo? ¿Te podés negar?

Esas son las preguntas. El tema: los desnudos.

Nicole Neumann (21) y Carolina Ardohain (22) no son las únicas que se animan. Hace años ya que todas las tops, pero en especial las argentinas, se quitan la ropa. En campañas publicitarias, producciones de revistas o arriba de la pasarela. Pasean o muestran sus cuerpos semidesnudos sin pudores, desinhibidas, impactantes. En el mundo entero, las supermodels tampoco guardan secretos: a la hora de posar en las tapas de las revistas o desfilar, saben que mostrar sus cuerpos es parte del show del universo fashion.

Hoy, las más sexy y deseadas de la Argentina, según los resultados de la encuesta de GENTE On Line (ver recuadro), aceptaron desnudar sus cuerpos y -sin nada que esconder, claro- contar qué siente una mujer desnuda… pero no en lo oscuro (pobre Serrat, ya su tema queda viejo), sino frente a los flashes y a miles de miradas. Veamos.

EN MICROBIKINI. No quieren comer ni beber. Se dejan maquillar, peinar y piden que les pasen un autobronceante por el cuerpo para que el tono de piel les quede brillante y parejo. Una hora más tarde, en microbikini, anuncian que ya están listas.

-Antes las tops se negaban a hacer ropa interior, y hoy desfilar para Victoria's Secret es lo más. ¿Qué cambió?
Pampita:
-Ante todo la mentalidad de la gente. Antes, ir a la playa con un traje de dos piezas era un gran escándalo. Hoy ya nadie se sorprende de ver un topless. No hay tantos escrúpulos con respecto a eso. Pero fue un proceso, la gente se fue acostumbrando de a poco a ese cambio. Y así… llegamos al día de hoy, donde se valora mucho más un físico trabajado y saludable, donde la gente está pendiente de la estética, donde los medios muestran cuerpos todo el tiempo, donde la belleza se transformó en un complemento casi indispensable de la inteligencia.
Nicole: -Con respecto a la moda en sí, en los Estados Unidos, por ejemplo, no vas a ver ni ahí una foto con tanta piel.

-Afuera, ¿nunca te pidieron acaso hacer una pasada en lolas o posar desnuda?
Nicole:
-Jamás. Pero las revistas te pagan fortunas por posar así. Allá nadie se saca la ropa gratis. Acá es distinto, como siempre: en la Argentina hace rato que se están vendiendo desnudos en gráficas y en desfiles.
Pampita: -Tal cual.

-¿Y cómo fue esa primera vez?
Nicole:
-En el 95 me saqué por primera vez el corpiño y al año siguiente sí, hice un desnudo completo.

-¿Costó?
Nicole:
-Yo con las lolas nunca tuve mucho problema. Pero sacarme la tanga me costó muchísimo. De ahí soy muy pudorosa.
Pampita: -Mi primera vez es hoy. Y… dentro de todos los nervios que pueda tener, me siento bastante tranquila. Conozco la gente con la que voy a trabajar, sé que nos van a cuidar mucho; sobre todo las poses y la estética. Pero bueno, me gusta que me cueste sacarme la ropa. Me preocuparía mucho más tomármelo con naturalidad. Igual, siempre supe que si la propuesta me interesaba iba a animarme a hacer un desnudo.
Nicole: -Yo siempre cuidé esos detalles. Porque hay que diferenciar: es muy distinto posar desnuda que hacer pornografía. El tema es cuidar que nada se vea. El desnudo de por sí es bastante fuerte, y si no lo cuidás, corrés el riesgo de hacer un trabajo burdo.

-¿No están corriendo el riesgo también de perder por completo el misterio que puedan llegar a tener sus cuerpos?
Pampita:
-Para mí una mujer vestida es mucho más sensual, más ratonera. Pero, obviamente, mucha gente no lo ve así.
Nicole: -Creo que podés estar completamente desnuda y seguir insinuando. Depende siempre de qué tipo de fotos hagas.

EN TOPLESS. Ahora se sacan el corpiño. Nicole se tapa con las extensiones que le agregó a su pelo. Pampita, en cambio, se cubre con los brazos.

-¿En la Argentina las modelos top que hacen desnudos se cotizan mejor?
Nicole:
-Acá todo está tan mal que ya no pasa por ahí, una hace lo que te marca el mercado…

-¿Y por qué Valeria Mazza o Claudia Schiffer, por nombrar a algunas número uno, nunca se desnudaron? ¿Era otra época, otra tendencia?
Pampita:
-Puede ser. Además, ellas lo eligieron. Acá nadie te obliga a sacarte la ropa. Te presentan una propuesta, y si te convence porque te parece linda y divertida la hacés. Punto. Hay modelos que tienen condiciones para hacer alta costura, otras para la gráfica y otras también se animan a mostrar una imagen más fuerte.
Nicole: -Además, ellas de entrada dijeron que nunca lo harían y nunca lo hicieron. Son estilos. Pero de hecho, no es una moda actual: toda la vida las mujeres se animaron a hacerlo. Desde Marilyn Monroe en adelante, todas.
Pampita: -Cindy Crawford, por ejemplo, posó desnuda hasta embarazada.
Nicole: -Pero yo creo que si lo queremos analizar a nivel fenómeno argentino, lo que más influye es la situación del país: la gente está mal y entonces se refugia en todo lo que tenga una connotación sexual para evadirse, para desconectarse de sus problemas.

-Y que los diseñadores hagan ropas cada vez más zafadas, ¿no influye también para que ustedes muestren más?
Nicole:
- Los diseñadores de alta costura hacen transparencias, no hacen cosas grotescas. Y mostrar una transparencia es algo delicado y lindo. Muy femenino.
Pampita: -En los desfiles donde ves topless o desnudos se hacen por una cuestión de show. Coincido con Nicole, acá se busca que las modelos muestren más para que la gente pueda distraer un poco la cabeza.

-A todo esto, ¿qué les dicen la familia, los novios…?
Pampita:
-Yo llamé a mi mamá y a mi hermano, que viven allá en La Pampa, para explicarles lo que iba a hacer y de qué se trataba. Ellos me apoyan, entienden que esta es mi profesión, lo que me gusta hacer. Yo, a la vez, sufro un poco cada vez que poso así porque hay muchas fantasías con respecto a esto, y mucho más en el interior del país, que tienen a Buenos Aires tan lejos y son como más moralistas. Cada vez que salgo suelta de ropas en alguna revista, la primera semana que esa publicación está en la calle, a mi mamá la vuelven loca. Pero bueno, yo sé que son las reglas del juego y mi familia confía en mí y lo entiende.
Nicole: -Mi caso es especial porque mi madre fue la que me impulsó en esta carrera, fue ella la primera en apoyarme siempre. Y mi novio es un caso atípico también, porque a la vez es mi manager. Cuando salió esta nota, por ejemplo, la negoció él. Otras fotos que hice desnuda también las hablé con él. Las decisiones las tomamos juntos.

-¿Y qué hay con los celos?
Nicole:
-Ningún celo. Está clarísimo que esto es parte de mi trabajo. A los dos nos importa lo mismo: trabajar la estética, más allá de cuánta ropa te pongas o te dejes de poner.

AL DESNUDO.
Previo a mostrar su desnudez por completo han buscado la mejor pose para la toma, cuidando al máximo cada detalle. Ahora sí: sólo en piel, sonríen espontáneas mirando a cámara.

-¿Y qué les pasa en la calle, cuando van al supermercado o llegan a un boliche? ¿Cómo creen que las mira la gente después de conocerlas al desnudo?
Nicole:
-¿Te digo la verdad? Después de nueve años es como que me acostumbré. Pero por ahí, cuando salgo con mis amigas, me dicen: "Yo no sé cómo hacés, ¡qué incómodo! ¿Vos no ves cómo te mira todo el mundo?". Y sinceramente, no. Es como que ya no me doy cuenta. Me meto en mi mundo, en lo que estoy haciendo, y lo puedo disfrutar igual. Pero de todas formas creo que no resulta chocante para la gente que posemos así. De hecho, la mayoría de los que me piden autógrafos son chiquitos y señoras grandes.
Pampita: -A mí todavía me resulta fuerte eso de que te miren por la calle o cuando entrás a algún lugar público. Te miran como si te analizaran, como diciendo: "A ver si es igual a la de la foto…".

-¿Desnudarse ya no es ser audaz…?
Nicole:
-Yo creo que sí. No cualquiera puede hacerlo: tenés que estar muy segura de tu cuerpo para mostrarlo por completo. No es necesario tener un físico perfecto para hacerlo, es cuestión de valentía interna. Yo creo que hay que ser muy audaz para desnudarse.
Pampita: -Pero sacarse la ropa ya no es pecado.
Nicole: -No, definitivamente, ya no.

por Mariana Montini
fotos: Santiago Turienzo. Asistente: Leandro Montini
producción: Sofía Delger
peinó: Iván Mattos con extensiones Pozzi y Maximiliano Alix para Roberto Giordano. Maquilló: Ricardo Vallés con productos Lancaster. Agradecemos también a: Kosiuko, Mab y Dulce Carola. Nicole y Pampita. Rubia y castaña. Dos bombas latinas. Chicas sensuales, insinuantes y sin falsos pudores ante sus cuerpos desnudos.

Nicole y Pampita. Rubia y castaña. Dos bombas latinas. Chicas sensuales, insinuantes y sin falsos pudores ante sus cuerpos desnudos.

"Sacarse la ropa ya no es pecado"

Hay que ser muy audaz para desnudarse"">

"Hay que ser muy audaz para desnudarse"

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig