“Nuestros fans son incondicionales, fieles y únicos” – GENTE Online
 

“Nuestros fans son incondicionales, fieles y únicos”

Actualidad
Actualidad

Y un día la televisión se quedó corta. Las pruebas: a pesar de los 12 puntos de rating que ostenta Casi Angeles a lo largo del mes –cifra que equivale a un total de 1.161.384 teleespectadores por día– los fanáticos no se cansan de perseguir a sus ídolos. Entonces, ¡bienvenido sea el Gran Rex! Un teatro y una función ideada exclusivamente para calmar y envalentonar la fiebre adolescente –las dos cosas a la vez–.

Todos, el público y los protagonistas, cantan, bailan, gritan y lloran durante una hora y media... y un poco más también. Los límites de la pantalla chica desaparecen: allí están ellos en carne y hueso, en vivo y en directo. Así suceden las cosas desde hace cuatro años. Y al día de hoy –contabilizando hasta el domingo 8 de agosto–, los TeenAngels atesoran un total de 40 funciones y 120 mil testigos. Algo masivo, que le dicen.

Ahora bien, ¿qué opinan los amuletos de Cris Morena sobre sus seguidores, qué pretenden de ellos y qué reprueban? ¿Podrían enamorarse de alguno? ¿Cómo son el hombre y la mujer perfectos? A continuación, las respuestas sin televisión ni personajes de por medio.

–¿Pueden describir en pocas palabras el perfil de sus fans?
Euge: ¡Incondicionales, fieles y únicos!
Lali: Son los que nos dan fuerza todos los días. La pasión y el fervor que tienen te obligan a dar lo mejor.
Nico: La característica más sobresaliente es que están locos. Son capaces de todo.
Gastón: Es una relación simbiótica: ellos nos dan más y nosotros redoblamos la apuesta, y así sucesivamente... ¡Por eso aguantaron las cuatro temporadas!

–¿Hay diferencias entre los y las fanáticos/as?
Peter: En general no. Creo que tanto los hombres como las mujeres tienen un nivel de dedicación y esfuerzo muy parecido.
Euge: Obviamente, las chicas pueden gritar mucho más fuerte y agudo, ja. ¡Eso es innegable! Además, las mujeres son mayoría.
Lali: Sí, aunque cada vez estamos viendo más varones en el Rex, en la puerta de los estudios... ¡Bienvenidos sean!

–¿Qué esperan o qué se imaginan que esperan los fans de ustedes?
Nico: Que seamos auténticos y fieles a nuestro mensaje. Ese es y será siempre nuestro leitmotiv. Nosotros por ello damos todo, especialmente arriba del escenario. Ellos nos devuelven lo mismo, o más.

–¿Y ustedes de ellos?
Lali: Que sean felices, que se diviertan, que crean en ellos mismos y que sigan sus sueños... Y también estaría bueno que se acuerden toda la vida de nosotros, ja.

–¿Qué es lo que más disfrutan de ellos?
Nico: Lejos, las locuras que son capaces de hacer. Me viene a la mente una chica que eludió a TODA la seguridad del teatro para subirse al escenario y darnos un beso a todos en medio de un show. Merece un aplauso.
Gastón: Nunca nos va a dejar de sorprender la creatividad de nuestros fans... ¡Son únicos!

–¿Cómo imaginan a la mujer y al hombre perfectos?
Gastón: Tiene que haber pasión. Sin ella, es difícil que una relación funcione. A mí me gustan las chicas jugadas, que van de frente. Y es muy importante que sepan besar muy bien, ja, ja.
Lali: Mmm... Dejame pensar... Alguien con mucho sentido del humor, relajado y muy tranquilo. Y en lo posible, ¡que sea alto!

Nico: Alguien con quien la conexión se sienta al instante. Que sepa divertirse y pasarla bien, y que tenga una personalidad marcada. Las chicas tienen que tener actitud. ¡Fundamental!
Euge: Necesito que me quieran mucho. Solamente eso.
Peter: Alguien con mucho carisma. Y que cuando esté con esa persona me olvide de todo, como que me traslado a otro mundo.

–¿A qué mujer o a qué hombre le pedirían una cita?
Peter: Megan Fox o Rachel McAdams, sin duda...
Euge: Josh Hartnett o Colin Farrell, pero antes... a mi novio.
Gastón: Hay demasiadas como para elegir una sola.
Lali: Yo me quedo con Brad Pitt.
Nico: Araceli no estaría nada mal. ¿Se puede arreglar? ¡Ja!

–Y al revés: ¿con quién nunca podrían salir?
Gastón: Con una persona soberbia o egocéntrica. Lali: Tal cual. Las parejas se forman de a dos.
Peter: ¡Tampoco con la novia o la ex de un amigo! Eso es una cuestión de códigos.

–¿En qué los perjudica y en qué los beneficia ser famosos para conseguir novio/a?
Euge: Somos personas como cualquier otra, sólo que la gente se acerca más porque te conocen de la televisión.
Lali: Conocemos a mucha gente. Creo que eso es beneficioso.
Peter: Aunque nunca sabés si se te acercan por cholulos, por interés o para molestar. En general no pasa, y la mayoría de las veces tienen buena onda y mucho respeto.
Nico: A los varones el hecho de actuar todos los días nos dio más labia a la hora de hablar con una chica. Si las tratás como un caballero, ellas te responden igual de bien. ¡Esa es la clave! ¿Ves? Mis frases siempre terminan la nota.

Los TeenAngels en el ruedo del Gran Rex. “El público es cada vez más grande y heterogéneo: están los seguidores de siempre y los que se unieron a lo largo de las temporadas”, aseguran.

Los TeenAngels en el ruedo del Gran Rex. “El público es cada vez más grande y heterogéneo: están los seguidores de siempre y los que se unieron a lo largo de las temporadas”, aseguran.

Los TeenAngels realizan la prueba de sonido dos horas antes de que comience el show. Lo que no se ve: más de 70 personas detrás de las tablas y más de 20 en escena. Además, el show cuenta con un despliegue técnico asombroso: más de 120 móviles, 4 proyecciones en simultáneo, trabajo de video, fuegos artificiales, pantallas de leds y carros que entran y salen  del escenario.

Los TeenAngels realizan la prueba de sonido dos horas antes de que comience el show. Lo que no se ve: más de 70 personas detrás de las tablas y más de 20 en escena. Además, el show cuenta con un despliegue técnico asombroso: más de 120 móviles, 4 proyecciones en simultáneo, trabajo de video, fuegos artificiales, pantallas de leds y carros que entran y salen del escenario.

Está en todo: minutos antes del show, Cris Morena reúne a todo su equipo y repasa uno por uno los pormenores a mejorar. Luego, el saludo habitual con las manos al cielo (cábala, que le dicen); por último, cuando los chicos salen al ruedo, la productora sigue el espectáculo desde el fondo del teatro, donde anota en su cabeza los nuevos detalles a perfeccionar.

Está en todo: minutos antes del show, Cris Morena reúne a todo su equipo y repasa uno por uno los pormenores a mejorar. Luego, el saludo habitual con las manos al cielo (cábala, que le dicen); por último, cuando los chicos salen al ruedo, la productora sigue el espectáculo desde el fondo del teatro, donde anota en su cabeza los nuevos detalles a perfeccionar.

Más información en gente.com.ar

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig