“No soy de la noche ni del ruido: mi vida es fútbol, familia y amigos” – GENTE Online
 

“No soy de la noche ni del ruido: mi vida es fútbol, familia y amigos”

Actualidad
Actualidad

Con sólo 21 años, Fernando Gago jugó –con éxito– en dos de los mejores equipos del mundo: Boca y Real Madrid, donde está hoy. Su sobrenombre, Pintita, exime de explicaciones y justifica su fama de ganador de damas nativas y foráneas. Su juego es mucho más de orfebre que de picapedrero, y recuerda a otro poeta del medio campo, también de nombre Fernando: Redondo. Es todo lo contrario de un bla, bla, bla: perfil bajo, y sólo las palabras justas. Ahora y aquí, en el VIP del primer piso del bar-restó Mute, en Las Cañitas, está descalzo, que para un jugador de fútbol es como estar desnudo: ni botines, ni tapones, ni vendas ni zapatillas. “Pero en la arena, en la playa, no puedo jugar a pie pelado, y tampoco en el medio: siempre voy al arco, ¡y soy un arquerazo!”, define. Gago –que en su corta carrera logró tres torneos con Boca, un título mundial Sub-20 con la Selección argentina y el último campeonato español con Real Madrid– está en Buenos Aires para compartir la Navidad con su familia y amigos.

–¿Qué significa tu tatuaje? (muy grande, en el brazo derecho).
–Dice: “Te llevaré en mi alma por la eternidad”. Es un homenaje a mi papá, Héctor, que murió hace dos años. Fue muy importante en mi vida y en mi formación, y desde este tatuaje me acompaña todos los días.

–¿Y los aritos y tu gran reloj pulsera?
–Me gusta usar cosas que me hacen sentir bien… El arito izquierdo me lo regaló el Kily González; el derecho, Diego Maradona (mi máxima admiración), y el reloj me lo regalé yo cuando salí campeón con el Real este año.

–¿Novia?
–Regla de oro: no hablo de mi vida privada. Nunca… (N. de la R.: Gago está en pareja con la joven actriz Micaela Vázquez –21–, ex Chiquititas, Rebelde Way y Floricienta–, con quien vive en Madrid).

–¿Cómo es un día tuyo en Madrid?
–Soy de Castelar, y no siento demasiadas diferencias entre Madrid y Buenos Aires. Pero de Madrid valoro mucho la tranquilidad con que se vive. Cuando no me entreno o no juego, me gusta mucho estar en casa, que queda a unos treinta kilómetros del centro de la ciudad. Lo elegí porque es un lugar donde puedo aislarme y estar solo con mi familia y mis amigos. Veo películas, juego al ping pong y a la Play Station.

–¿Ganás al ping pong? Porque la pelota es muy chica...
–No. La verdad, Marcelo Lombilla, mi representante, me tiene de hijo… ¡porque no hace otra cosa que eso!

–¿Quiénes son tus amigos en el Real Madrid?
–Por ahora me conecto con los argentinos: Gabriel Heinze, Gonzalo Higuaín y Javier Saviola. Al resto de mis compañeros los veo cuando nos concentramos para los partidos, los entrenamientos o los viajes.

–¿Te llevás bien con ellos o…?
–El trato es bueno, pero por falta de tiempo no profundizamos mucho la relación.

–¿Cómo te ves de ahora a cinco años?
–No me gusta mucho pensar en el futuro: prefiero centrarme en el presente y vivirlo día a día.

–¿Y qué te exige este presente?
–Quiero triunfar con el Real Madrid. Ser un digno heredero de la enorme historia de ese club…

–¿Estás en camino de serlo o te falta mucho?
–Hay que hacer las cosas bien, y las estamos haciendo. Yo y todos mis compañeros. Estamos punteros…

–¿Ya te sentís como el cinco de la Selección para el Mundial de Sudáfrica?
–Ya di un paso positivo. Pensá que el Mundial de Alemania 2006 lo vi como cualquier hincha argentino, alentando al equipo desde la tribuna, y después viví una experiencia espectacular: ¡ganarle a Francia en París! Por supuesto, no quiero otra cosa que jugar por mi país en Sudáfrica 2010, pero eso no depende sólo de las ganas...

–¿Qué diferencia hay entre un River-Boca y un Barcelona-Real Madrid?
–En la Argentina hay más pasión, pero la presión por ganar es tan fuerte acá como en España.

–¿La presión te agranda o te complica?
–Es una de las mejores motivaciones.

–Soltero, pinta, fama, plata... Tenés todo para ser un rey fuera de la cancha y en la noche europea…
–Mirá, a mí la noche nunca me sedujo. Hoy me ves en este boliche porque voy a encontrarme aquí con mis ex compañeros de colegio, ¡y a la tarde! Nos reímos mucho, pero nada más… No soy un tipo al que le cope el ruido...

–¿Tu proyecto de vida?
–Ser feliz, y hacer todo lo posible para que mi familia esté bien. Es todo lo que necesito.

–¿La felicidad se llama fútbol?
–El fútbol es una gran parte de la felicidad, pero no toda. Ojalá se pudiera lograr sólo jugando a la pelota, pero no es así.

En el VIP del bar-restó Mute, en Las Cañitas, Gago habló de todo: fútbol, amistad, la Argentina, España, su padre –que murió hace dos años– y su ilusión de ser parte  de la Selección en Sudáfrica 2010.

En el VIP del bar-restó Mute, en Las Cañitas, Gago habló de todo: fútbol, amistad, la Argentina, España, su padre –que murió hace dos años– y su ilusión de ser parte de la Selección en Sudáfrica 2010.

Número cinco, pero todo terreno, fue campeón con Real Madrid en 2006: una medalla que muy pocos tienen. Su juego y su estilo cautivaron a los hinchas del club merengue. Esta es su novia: la actriz Micaela Vázquez, ex de Chiquititas, Rebelde Way y Floricienta.

Número cinco, pero todo terreno, fue campeón con Real Madrid en 2006: una medalla que muy pocos tienen. Su juego y su estilo cautivaron a los hinchas del club merengue. Esta es su novia: la actriz Micaela Vázquez, ex de Chiquititas, Rebelde Way y Floricienta.

“Me gusta usar lo que me hace sentir bien: el arito izquierdo me lo regaló el Kily González; el derecho, mi ídolo, Diego Maradona; y el reloj me lo regalé yo cuando salí campeón con el Real Madrid”

“Me gusta usar lo que me hace sentir bien: el arito izquierdo me lo regaló el Kily González; el derecho, mi ídolo, Diego Maradona; y el reloj me lo regalé yo cuando salí campeón con el Real Madrid”

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig