Nace un campeón – GENTE Online
 

Nace un campeón

Actualidad
Actualidad

Chiquitito. Salteño, de Orán. Veintiún años. Nicolás Vuyovich, un cachorro entre curtidas fieras, rugió más fuerte que todos al volante de su
Honda Civic. Sorprendió a los cuarenta mil que vivaban en las gradas del autódromo y se quedó con los laureles, la ducha de cerveza y la cima del podio.

El domingo pintaba como el regreso al triunfo del campeón Gabriel Ponce de León, a bordo de su Ford Focus, quien el sábado había logrado la pole position. Pero un roce en la largada de la serie lo relegó al puesto 23 en la final. Entonces, la carrera se hizo muy peleada entre los grandes de la categoría -Guillermo Ortelli, Omar Martínez, Nelson García- y Vujovich, quien recién cumplió cinco participaciones en el
TC 2000 como piloto del Alisi Honda Racing, uno de los equipos más pequeños de la categoría. Y el salteñito no defraudó. Desde que se apropió de la punta, no la largó más, para asombro de los espectadores del Oscar Gálvez, y el de sus propios rivales (Norberto Fontana, ex Fórmula Uno, le auguró al joven piloto un gran futuro internacional). Ortelli terminó segundo, Ponce de León -en una espectacular remontada- fue tercero, y Martínez, con su quinto puesto, se afianzó en la punta del torneo. Pero además de la fiesta en la pista, hubo show fuera de ella.
Desfiles de modelos, diosas en el vip de Repsol-YPF (entre otras, Daniela Cardone y Natalia Fassi) y, sobre todo, la euforia del público que pobló el autódromo como en los mejores años de la Fórmula Uno.

Vuyovich en la cima del triunfo, flanqueado por el Gurí Martínez y Gabriel Ponce de León.

Vuyovich en la cima del triunfo, flanqueado por el Gurí Martínez y Gabriel Ponce de León.

Nicolás Vuyovich pisando a fondo con su Honda Civic.

Nicolás Vuyovich pisando a fondo con su Honda Civic.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig