“¿Mi única meta? Llevar alegría a la gente” – GENTE Online
 

“¿Mi única meta? Llevar alegría a la gente”

Actualidad
Actualidad

Veintidós años. Ese es el tiempo que lleva el programa de Susana en pantalla. Más que lo compartido con cualquiera de sus ex parejas. Para la diva, el amor de a dos junto a un hombre puede tener fecha de vencimiento; el romance con el público, en cambio, no tiene fin. De ninguna manera. Por eso, la expectativa ante el gran debut de la conductora –este año sólo los domingos, a las 21.30 por Telefe– era mucha. ¡Muchísima! Y el resultado fue a la par de tanta demanda. El regreso de Susana marcó un promedio de 32.8 puntos, un rating altísimo, pero mucho más lo era el share (encendido): según Ibope, uno de cada dos porteños vio a la diva el domingo a la noche. Y si los números gobiernan el mundo –también el de la televisión–, esos dígitos se traducen en una sola palabra, cien por ciento susanesca: “brutal”. Y como muestra, sobraron las sorpresas.

HOLA, SU, TE ESTABAMOS ESPERANDO. Todo arrancó pasaditas las nueve y media de la noche. Y a diferencia de los habituales comienzos del ciclo, que se inauguraban con un mega musical grabado, esta vez la apertura la marcó el nuevo sketch de Susana, Dora la operadora. Una suerte de empleada pública, con una peluca color rojo furioso, que recibe variados y disparatados reclamos de los consumidores. Luego, sí, fue el turno de la apertura más glamorosa. Tras un clip que repasó los mejores momentos en la vida de la conductora, Mike Amigorena irrumpió sobre el escenario con una capa espejada, personificando al Tiempo. En un número bien teatral, el actor cobijó a una niña que, prontamente, se transformó en la mismísima anfitriona del ciclo. Pase mágico resuelto, Susana sellaba su regreso a la pantalla de Telefe con una pequeña coreografía junto a Marcelo Iripino y un ballet de treinta bailarines. “Los extrañé. Estoy feliz de estar con ustedes. ¡Gracias! Esta vez sí que tardé mucho: ocho meses. Casi un embarazo... Pero volví, porque los extrañaba”, expresó la diva.

GLAMOUR Y BRILLO. Susana lució radiante, con una larga túnica de piedras negras con un profundo escote, una faja a la cintura y un gran tajo. Con una salvedad: ése no era el vestido elegido originalmente. En realidad, la rubia había optado por uno blanco, ajustado hasta los pies, pero un pequeño traspié en el ensayo general, el día sábado, le hizo cambiar de opinión. Hecho el cambio, el vestido lo combinó con zapatos negros con catorce centímetros de taco, con apliques dorados. Además, se la vio mucho más delgada (ver recuadro) y con algunos cambios en su dorada cabellera. “El color es el de siempre, un blanco oro. La novedad es que le aplicamos entre 120 y 140 extensiones de cabello natural. Pero quedó mucho más corto, con la melena de atrás en forma y, por delante, escalonado con su pelo, dándole más volumen”, detalló Miguel Romano, el fiel estilista de Susana. “Le apliqué un cabello muy finito, proveniente de dos hermanas albinas, que tiene la misma calidad del pelo de Susana, su misma textura y brillo. Lo voy midiendo desde la raíz, para encontrar el largo justo, dejando las puntas gastadas”, explicó. ¿El resultado? “¡Quedó una melena espectacular! ¡Una maravilla”, sintetizó el estilista.

El programa continuó con la presentación de un juego nuevo, el Baba Boom, un formato muy exitoso en Holanda, que en el debut contó con Diego Ramos y Maru Botana como invitados especiales. Ellos fueron socios de dos concursantes telefónicas, una de las cuales ganó 100 mil pesos junto a la cocinera estrella. Y éste no es un dato menor. “El humor, el espectáculo y los juegos conforman la síntesis del programa. Con importantes premios en efectivo, que se van a entregar cada semana. Eso es lo que la gente espera de Susana, y eso nos propusimos hacer”, señala Néstor Moyano, productor ejecutivo del ciclo, un histórico en el equipo de la diva. “Este año, al tratarse de un ciclo semanal, pusimos el acento en el show, en el escenario. Queremos tener la mayor cantidad de hechos artísticos, sean musicales, juegos, entrevistas y hasta la posibilidad de hacer un sketch en vivo”, adelantó.

Cerca de las diez y media de la noche, el debut tuvo su pico de esplendor (¡y rating!) con una entrevista de Susana a Shakira, grabada en las Bahamas un mes atrás, y su anunciado sketch con Guillermo Francella, parodiando a un matrimonio en búsqueda de la pasión perdida. “Guille, ¡mi amor! A vos te disputan en todos los estrenos… ¡Te quiero!”, bromeó luego Giménez en obvia referencia a Marcelo Tinelli, en comunicación exclusiva con el actor desde el teatro Astral, donde Francella protagoniza El joven Frankenstein. ¡Y todavía faltaba la segunda mitad del programa!

DEL HUMOR A LA EMOCION. Exaltada y feliz, Susana ya estaba lista para encarar otro de los grandes momentos de la noche: un truco mano a mano con su amigo Oscar González Oro. El hombre fuerte de Radio 10 hizo gala de su conocimiento de los naipes, ganándole a la conductora una partida para el recuerdo. Antes, un esfuerzo de producción reunió en un mini show a El Chaqueño Palavecino, La Sole y Los Nocheros, los mismos que meses atrás colmaron el estadio de Vélez.

Del desafío sobre el escenario –montado con acrílico negro, brindando un efecto espejo–, la diva se trasladó hacia su clásico living, para dar comienzo a la charla más esperada: el encuentro con Mamá Cora, el inefable personaje de Antonio Gasalla. Sin censura, hablaron de todo. Y, por supuesto, hubo espacio para las confesiones. “No tengo ganas de tener novio, ni nada… Duermo atravesada en la cama”, declaró en tono desafiante, sobre su comentada separación de Jorge Rama. Y con la intimidad que presta el diálogo “entre mujeres”, hubo espacio para los trapitos al sol. “¿Si Rama era caliente? Y, más o menos, abuela... A veces…”, confió una Susana auténtica y sin filtros, que hasta respondió preguntas sobre el rumor que la vinculó con el joven modelo, ex de la leona Luciana Aymar, Mario Guerci. “Todas pavadas”, resumió.

Y con la medianoche apuntando el reloj, llegó el turno de la emoción: un homenaje a Sandro en el Día del Amigo. Cierre lacrimógeno y dulzón en compañía de todos los invitados… “Hicimos un programa para disfrutar en familia. ¿Mi única meta? Llevar alegría a las casas, que tanto hace falta”, recalcó Susana al final del envío, con un minuto a minuto que daba como cumplida la misión.

¿Los errores a trabajar? Algunos detalles técnicos de sonido, que dificultaban la escucha de los invitados, y el natural desorden que implica la falta de aceite en ciertos juegos y procesos, y que lógicamente irán puliéndose con el correr de las emisiones: un total de trece programas hasta el mes de diciembre.

La vuelta de Susana impregnó de glamour la alicaída pantalla chica, dominada por la gripe A y la crisis. En los tiempos que corren, no es poca cosa. Con un cierre al ritmo del vals de El fantasma de la Opera, un ballet de treinta personas en escena, con máscaras y atuendo al tono, Susana despidió el primer ciclo de su temporada 2009.

Con un cierre al ritmo del vals de El fantasma de la Opera, un ballet de treinta personas en escena, con máscaras y atuendo al tono, Susana despidió el primer ciclo de su temporada 2009.

Un momento cumbre del gran debut, las picantes preguntas de Mamá Cora a la anfitriona.

Un momento cumbre del gran debut, las picantes preguntas de Mamá Cora a la anfitriona.

Dos años atrás, el programa de Susana era una coproducción entre RGB, la empresa de Gustavo Yankelevich, y Telefe. Con la desvinculación del productor, en mayo pasado, Telefe Contenidos se hizo cargo del proyecto global. Un trabajo que lideró Marisa Badía, gerente de Producción del canal, y que encaró junto a Néstor Moyano, el histórico productor de la diva.

Dos años atrás, el programa de Susana era una coproducción entre RGB, la empresa de Gustavo Yankelevich, y Telefe. Con la desvinculación del productor, en mayo pasado, Telefe Contenidos se hizo cargo del proyecto global. Un trabajo que lideró Marisa Badía, gerente de Producción del canal, y que encaró junto a Néstor Moyano, el histórico productor de la diva.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig