«Me encantaría que mi hijo descubriera esta pasión futbolera» – GENTE Online
 

"Me encantaría que mi hijo descubriera esta pasión futbolera"

Actualidad
Actualidad

Se palpa el corazón. Corre igual que un nene sobre el césped. Aplaude a la
tribuna. Se roba las miradas. Tira besos. Ensaya una reverencia. Se persigna.
Come pasto. Cae arrodillado. Se emociona. Y no, Viggo Peter Mortensen (45) no
está actuando. Está desbordado. Porque el hombre que a lo largo de 44 películas
comandó las tropas leales en El señor de los Anillos contra Saruman, vio
ducharse a Demi Moore, besó a Liv Tyler, Sandra Bullock, Gwyneth Paltrow y a
Nicole Kidman y ganó la devastadora travesía de Océano de fuego -Hidalgo- por el
desierto árabe (filme que vino a presentar y del que -perdón-, terminamos de
develar el final), acaba de cumplir una de sus grandes asignaturas pendientes.
Una tan básica y sencilla como él mismo: visitar el Nuevo Gasómetro y asociarse
a San Lorenzo.

-¡Hola! Perdí el pin azulgrana que me regalaste en Los Angeles -descubre, y
saluda al periodista de GENTE dentro del palco-. Decí que acá me llenaron de
obsequios parecidos -abre los brazos exponiendo su cuerpo cargado de
merchandising-. Yo, por mi parte, adquirí once butacas, y que el club las ceda a
quienes desee. Un modesto aporte incapaz de pagar el hermoso momento que acaban
de dedicarme.

-¿Cuántas camisetas atesora?
-Varias. Montones. Y la gente del CIESLA (Centro de Investigación y Estudios
para San Lorenzo de Almagro) prometió conseguirme una réplica de la de Los
Matadores -1968-, el campeón invicto de Buttice, Fischer, Rendo, Cocco y Telch.
Sueño que juguemos la Copa Libertadores 2005 vistiendo tal casaca.

-¿Copa Libertadores? ¿No será demasiado optimista? Recién nomás, perdieron 1-2
frente a River...
-Injusto resultado. Si enumeramos las situaciones que malogramos y el penal que
el árbitro Martín obvió, deberíamos haber cerrado el primer tiempo un par de
goles arriba. No obstante, ayudé a romper el maleficio. Me di el gusto de ser
testigo de un instante histórico. Sí, que el team de Gorosito anotara en el arco
que da a la calle Varela, donde desde el sábado 6 de diciembre del 2003 -cuando
se despidió el Beto Acosta, convirtiendo un penal- no marcábamos.

por Leonardo Ibáñez
fotos: Walter Papasodaro, José C. Paz, Esteban Mac Allister (Stock Press) y
Gustavo Ramírez

Anduvo de rodillas y comió pasto de la cancha. Viggo, que vivió entre los 2 y los 11 años en nuestro país, ahora quiere contagiarle el fanatismo a Henry, su hijo de 16 años.

Anduvo de rodillas y comió pasto de la cancha. Viggo, que vivió entre los 2 y los 11 años en nuestro país, ahora quiere contagiarle el fanatismo a Henry, su hijo de 16 años.

Sufre el tanto de Lucho González a los 17 minutos del segundo tiempo, grita el empate de Ariel Carreño  a los 25, y se resigna cuando Maxi López decreta el triunfo millonario a los 41. Otra vez será, Mortensen.

Sufre el tanto de Lucho González a los 17 minutos del segundo tiempo, grita el empate de Ariel Carreño a los 25, y se resigna cuando Maxi López decreta el triunfo millonario a los 41. Otra vez será, Mortensen.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig