Luis Novaresio analiza las PASO – GENTE Online
 

Luis Novaresio analiza las PASO

Actualidad
Actualidad

Las PASO legislativas quedaron atrás. El clima político, con las consabidas pasiones que levanta en nuestro país, se sacudió con fuerza. El primer gran “plebiscito” de la gestión de Cambiemos. El regreso a la arena política de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner. Los que buscan posicionarse, con su propio discurso, en medio de la polarización. Mucho en juego. La opinión surge a través de la mirada de Luis Novaresio, quien analiza ganadores, perdedores, dudas, certezas y arriesga sentencias, al calor de una intensa (y extensa) jornada. A escucharlo...

–¿Cuáles son, Luis, las primeras conclusiones que te deja la elección?

–Que inventamos a través de las PASO un mecanismo de consulta popular que bien podría ser un plebiscito de la gestión de Mauricio Macri. Me parece que no se puede leer las PASO como una primaria abierta, porque el 90% de los partidos no llevó a cabo una interna. Lo que en realidad tuvimos fue este plebiscito, con la vuelta al ruedo electoral de Cristina Fernández de Kirchner. Lo otro que definitivamente me impacta y me parece que ya es inadmisible es que votamos con un sistema “paleozoico” increíble. En mi opinión se podría adoptar el sistema de boleta única de papel, como sucede en tantos países del mundo.

–Siempre se parte de una percepción previa. ¿Se dio lo que esperabas?

–En líneas generales, el resultado es bastante más sorpresivo. Teniendo en cuenta esto que decimos –que las PASO funcionaron como un plebiscito–, veo que el Presidente salió muy airoso y ganó holgadamente a nivel país. Yo no lo esperaba. Creo que la ciudadanía le dijo que sí a su modo de gobernar. Pesó mucho menos el bolsillo que otros condimentos. Y en la provincia de Buenos Aires, donde parecía que Cristina podía llevarse todo por delante –al PJ, al deseo de hacer internas, al gobierno de María Eugenia Vidal–, hizo una elección escasa, por no decir pobre.

–¿Creés que la figura de la gobernadora se fortaleció?

–Es la protagonista de la elección de ayer. Creo que si hay que ponerle un solo nombre y apellido a los comicios, más que Macri, más que Rodríguez Larreta, más que Elisa Carrió, es Vidal. Atropelló, se puso la elección al hombro, desconoció el concepto “zen” que había tenido la campaña de Cambiemos, apretó más los dientes. Y me gustó esta suerte de “desmesura mesurada”; Vidal tiene un registro de la mesura muy notable y lo traspasó, pero nunca se salió de ella misma. Esta cuestión de empezar a hablar en términos más críticos catalizó el voto hacia ella. Sin desconocer las figuras de Bullrich y Ocaña, creo que el voto fue directamente para Vidal.

–¿Cómo tomaste lo que sucedió con el recuento de votos en la provincia de Buenos Aires?

–Me parece inadmisible lo que pasó. De una torpeza... Otra vez vuelve a ponerse la lupa sobre una empresa muy cuestionada en todo el mundo, como Indra. Debería haber un paso al costado de quien fue el responsable operativo, pero no va a pasar. Fue un papelón.

–¿Cómo analizás la elección de Cristina?

–Creo que es el principio del fin de la carrera en la gran política para Cristina Fernández. Puede ser senadora, es altamente probable que llegue a un escaño del Senado... Pero que vuelva a discutir el liderazgo del Partido Justicialista, me parece que se terminó. Ella hizo lo que más le gusta: apostó todo. Desconoció al PJ, no le dio la interna a Florencio Randazzo, dijo “yo puedo por todos”... y no pudo. Ahora tiene el cuestionamiento de sus propios ex compañeros. Es el principio del fin.

–¿Su porcentaje de votos lo ves como un techo?

–Sí. Y trasladado a nivel nacional, todavía es mucho menos. Se terminó un modo de construir, y con un agravante: el desprecio hacia el pensamiento distinto... Y hay un dato no menor: el que hasta hace dos años era un partido comunal o de base municipal en la Ciudad de Buenos Aires, puso en tela de juicio qué VAMOS JUNTOS 49.55% UNIDAD PORTEÑA 20.73% EVOLUCION 13.5% va a pasar con el peronismo. Lo dejó en crisis y eso me resulta impactante.

–A través de los años, uno nota que el PJ siempre se reinventa.

–Claro. Pero... ¿a dónde va? Lo sepultó con votos un partido pequeño, que nació en la Capital Federal. Cuando de este partido decíamos que “no sabe hacer política”, nos equivocamos feo.

–¿Quiénes fueron los perdedores de estas PASO?

–Para mí, la primera perdedora sigue siendo Cristina. Apostó todo. Y cuando vos hacés eso, si no te llevás todo, perdés. Pensaba en una diferencia de cinco puntos, de llegar a un 40%, y no sucedió. Sergio Massa perdió definitivamente. Randazzo y Lousteau, también; el socialismo de Santa Fe perdió estrepitosamente. Rodríguez Saá en San Luis, Alicia Kirchner en Santa Cruz, el PJ en Mendoza... Hay varios.

–Carrió emergió como contundente ganadora.

–Sacó una cantidad de votos fenomenal. El triunfo lo debe compartir con Rodríguez Larreta, que evidentemente seduce a los porteños con su gestión. Creo que Carrió es el elemento épico de Cambiemos. Uno ve que Cambiemos no tiene un relato que te enamore... Vos escuchás a Macri, a Rodríguez Larreta, a Marcos Peña y no te agarra un enamoramiento. Carrió vino para ocupar ese lugar.

–¿Para octubre vislumbrás alguna jugada que sorprenda o ya está todo dicho?

–Voy a decir algo que los periodistas no acostumbramos: no sé. Se juegan tantas cosas...

–Si este apoyo a Cambiemos se ratifica en octubre, ¿cómo creés que ese capital político juega en relación a las decisiones del gobierno nacional?

–Creo que el Presidente lo dijo: no hay plan B. Cambiemos es esto que vemos. Su ratificación haría acelerar algunas cosas. Al que crea que después de la elección va a haber una morigeración o un giro, se equivoca.

Foto: Gente©

Foto: Gente©

Más información en gente.com.ar

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig