«Lo único que nos faltó fue suerte» – GENTE Online
 

"Lo único que nos faltó fue suerte"

Actualidad
Actualidad

Pasaron veinticuatro horas de la injusta derrota ante Brasil, y la amargura
todavía persiste en Javier Zanetti, el capitán de la Selección Nacional. "No
pudo pegar un ojo en toda la noche",
cuenta sobre las horas posteriores en
su habitación del séptimo piso en el hotel Golf Los Incas de Perú. Y su cara,
una mezcla de cansancio y tristeza, es un fiel reflejo de sus palabras: "Un
segundo fatal de desconcentración es la única explicación que le encuentro al
gol de Adriano, ninguna más"
, dice, mientras mira al piso como tratando de
recordar una y mil veces el empate de Brasil en el último segundo del partido.
Ahí, cuando toda la gloria se cambió de vereda y pasó a manos de Brasil, un
equipo que había llegado a Perú sin muchas expectativas, y terminó consagrándose
Campeón de América.

Y aunque la frustración no se asemeja ni por asomo a lo que pasó en el Mundial
de Corea-Japón 2002, el golpe fue duro para este grupo que durante cuarenta días
se preparó con todo para ser el mejor del continente después de once años. Fue
superior a todos sus rivales, incluso en el partido final, y sin duda -por
primera vez en el ciclo de Marcelo Bielsa- no dejó lugar para el reproche. Por
eso tanta bronca contenida en todos los jugadores que se emocionaron cuando el
lunes, a las siete de la mañana, regresaron al país y los hinchas que fueron
hasta Ezeiza los recibieron con un aplauso.

"Eso fue muy importante para nosotros, porque al final, el reconocimiento de
la gente es lo único que nos queda. Nos pone muy bien que se den cuenta del
esfuerzo que hicimos. Todos queríamos ganar, pero nuevamente la suerte no estuvo
de nuestro lado
", le dice Pupi en exclusiva a GENTE, sentado en una de las
sillas de su Fundación. Es que a pesar de que estuvo sólo un día en la Argentina
-el martes a las seis de la mañana partió hacia Italia para incorporarse a la
pretemporada del Inter-, el volante se tomó unos minutos para, como a él le
gusta decir, "visitar a sus chicos".

-Javier, ¿seguís pensando que la desconcentración en el último segundo fue la
única culpable de que hoy no sean campeones de América?
-Es la única conclusión que sacamos después de la derrota. Por eso todos nos
quedamos muy calientes y con mucha bronca. Fuimos el mejor equipo de la Copa y
-dicho por todo el mundo- merecíamos ser los campeones. Pero desde que somos
chicos sabemos que el fútbol tiene esas cosas. No nos queda otra que seguir
adelante y aceptar esta derrota. Porque lo único que nos faltó fue suerte.

-¿Cómo fue el momento después del partido: recibieron la medalla, entraron al
vestuario y…?

-Fue un momento muy duro… (piensa unos segundos, se muerde los labios y sigue).
Teníamos la medalla de plata en la mano o colgada en el cuello y no sabíamos qué
hacer con ella. Había mucha tristeza en la cara de todos porque fuimos a Perú
con el único objetivo de ganar la copa, traerla nuevamente a la Argentina
después de once años, y en un segundo… nos quedamos sin nada. Pero igualmente
estamos orgullosos por cómo dejamos parado el fútbol de la Argentina. Fuimos
superiores a todos y sólo nos faltó un poco de suerte para ser los campeones.

-Ahí, a puertas cerradas, algunos con lágrimas en su rostro, ¿qué les dijo
Marcelo Bielsa?
-Nos juntó a todos, nos miró a los ojos y nos dijo que estaba muy contento
por lo que habíamos hecho dentro de la cancha. Que no tenía ninguna explicación
por el resultado final y que no nos reprochemos nada. Eso, para un plantel, es
fundamental, un gran respaldo. Porque quiere decir que nos matamos dentro de un
campo de juego en busca de la gloria.

-Y vos, como capitán, ¿creés que esto puede afectar al equipo en los
compromisos que se vienen?
-No, todo lo contrario. Esto nos va a ayudar a crecer. A pesar de la
derrota, me siento orgulloso de ser el capitán de este equipo. La convivencia
que tuvimos en estos cuarenta días de trabajo fuera de la Argentina nos
marcaron. Todos tiramos para el mismo lado, hicimos una onda bárbara y sabemos
que esta será la base para afrontar con mucha confianza lo que se viene. Si
seguimos jugando así, siendo protagonistas y honestos en todos los partidos como
hasta ahora, tenemos muchas más chances de ganar que de perder. Por eso, ahora
más que nunca, hay que seguir confiando en este grupo que seguramente nos va a
dar más alegría que tristezas.

El tosco defensor brasileño Juan acaba de convertir el último penal. Se desatan la alegría brasileña y el desconsuelo argentino.

El tosco defensor brasileño Juan acaba de convertir el último penal. Se desatan la alegría brasileña y el desconsuelo argentino.

Javier Zanetti en la terraza de su Fundación, en Lanús, trata de encontrarle una explicación a lo sucedido el domingo en Lima. Sin dudas, el volante del Inter fue una de las figuras del torneo y volvió a mostrar un altísimo nivel en su juego y en su entrega.

Javier Zanetti en la terraza de su Fundación, en Lanús, trata de encontrarle una explicación a lo sucedido el domingo en Lima. Sin dudas, el volante del Inter fue una de las figuras del torneo y volvió a mostrar un altísimo nivel en su juego y en su entrega.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig