4 claves que hay que tener en cuenta para descubrir a un infiel, según «el detector humano de mentiras» Hugo Lescano – GENTE Online
 

4 claves que hay que tener en cuenta para descubrir a un infiel, según "el detector humano de mentiras" Hugo Lescano

El experto en comunicación no verbal dio todos sus secretos en una nota exclusiva con GENTE. 
Actualidad
Actualidad

Hugo Lescano es uno de los máximos referentes a la hora de leer los gestos de las personas a nivel nacional e internacional. Conocido popularmente como “el detector humano de mentiras”, comenzó este camino cuando tenía treinta años y, según su propio testimonio, se puede decir que fue casi de casualidad… ¿o causalidad? Titular del Laboratorio de Investigación en Comunicación no Verbal en Argentina que investiga y capacita en el lenguaje no verbal, tiene la capacidad de demostrar con hechos que el cuerpo habla. En diálogo con GENTE, reveló todos sus secretos y dio tips para detectar engaños. ¿Se puede aprender a mentir?

-¿Cómo nació la idea de dedicarte a esta actividad? 

-Yo creo que fue más una casualidad o una causalidad. Cuando empecé a prepararme, la Comunicación no Verbal no estaba de moda. Yo hacía la Licenciatura en Teología, conociendo cómo una persona puede tener una emoción un martes y el fin de semana tener culpa. Me interesé mucho sobre ese fenómeno. Trabajaba en un sanatorio que tiene sede en Washington acompañando en el dolor a los que venían a conocer su resultado de cáncer y coordiné actividades recreativas de salud mental. Eso me enriqueció y me dio curiosidad ver cómo las personas se expresan.  

-¿A la hora de conocer una pareja o en reuniones de amigos es algo que te  condicionó?  

-Nunca lo vi de esa forma. Creo que, en algún caso, es una ventaja. El cuerpo expresa emociones que las palabras niegan. Uno ahí queda en una situación compleja e incómoda, pero se aprende a manejar con el tiempo. Me ha pasado estar con personas que me dicen que está todo bien, pero con su cuerpo muestran desconfianza, desinterés o rechazo. Ellos aseguran que están contentos. Eso a mi me da ventaja para saber qué cosa puedo modificar para que la persona se sienta mejor.  

-¿Sentís que la gente se cuida de ciertos gestos cuando está frente tuyo?  

-Me pasa de forma permanente, especialmente con los que no me conocen. Dicen: ‘No sé qué hacer con las manos’ o ‘me estas leyendo permanentemente’. Se genera cierta incomodidad presuponiendo que les estoy leyendo la mente, cosa que no hago. Sí es cierto que los indicios corporales pueden dejar incómoda a una persona que los hace porque por ahí lo quiere ocultar.

 

La 4 claves para detectar un infiel

Desde los treinta comenzó a interesarse por los comportamientos humanos.

“La trampa se nota en el cuerpo, deja rastros gestuales”, afirma Lescano. Los signos que se pueden seguir son básicamente los que implican un cambio de comportamiento en el otro y, prácticamente, son los mismos en ambos géneros.

Olores: “El canal olfativo es muy sensible en las hembras de nuestra especie por lo que cualquier cambio, sin la necesidad de que la persona tenga un perfume, es percibido rápidamente”.

Gestos: Nuestro cuerpo no sabe mentir y hasta el más mínimo pliegue del rostro puede ser un punto a tener en cuenta.

La voz: “Lo primero que suelo hacer es poner atención a la manera de hablar. Cuando ocultamos información o negamos algo que sabemos que es cierto, la voz se aflauta sutilmente. Sube una nota y también sube el volumen. El paralenguaje (ritmo, pausas y velocidad) pone en evidencia muchas veces que hay una persona que tiene problemas para relatar algo porque está ocultando parte de la historia”

Otro aspecto es el movimiento del torso: ”Cuando mentimos sentimos cierto grado de inestabilidad. Las manos tienden a desaparecer del cuadro visual” 

-¿Mienten más los hombres o las mujeres? 

-Hay información científica que revela la diferencia de las mentiras de ambos. Los hombres mentimos más para salvaguardar nuestra propia reputación: puede ser para conseguir un trabajo, sobre nuestros logros… Somos más egoístas. La mujer lo hace más en términos de solidaridad: mienten por los hijos o para proteger a una amiga.  

En diálogo con GENTE reveló los secretos para detectar a una persona infiel o mentirosa.

-¿Se puede aprender a mentir? 

-No. Nuestro cuerpo no sabe mentir y nuestro cerebro necesita expresar de alguna manera lo que siente y, cuando estamos mintiendo, filtra, de algún modo, lo que sentimos. Por eso no existen los buenos mentirosos sino los malos observadores.  

-¿Te tocó entrenar a algún famoso? ¿Que te piden? 

-Si, con cada uno de ellos firmamos acuerdos de confidencialidad. Lo que me piden es mejorar su manera de comunicar.  

Más información en gente.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig