Ahora leyendo
“La quita del 75 por ciento era un disparate. Esta, es una propuesta seria”

“La quita del 75 por ciento era un disparate. Esta, es una propuesta seria”

Redacción Gente

Busca “inviabilizar al Gobierno”, (Ricardo Hipólito) López Murphy (52,
porteño), como acaba de declarar el Kirchner? -De ninguna manera. Fue un
exabrupto y es una locura la idea de querer imponer el derecho de opinión. No se
le puede prohibir a la oposición que haga saber su punto de vista y su crítica.
Aparte, ¿no deberían ser aclarados temas como los cambios en la propuesta de la
deuda, el envío de tropas a Haití, los problemas energético y de inseguridad, el
extravío de mil millones de dólares de los fondos santacruceños?

-Explíquese, por favor…
-Me gustaría entablar un debate más conveniente para la República sobre las
propuestas que el Gobierno está haciendo y cuáles son sus alternativas. Contar
que ha retirado, justamente, la propuesta en materia del régimen federal y que
el problema básico es que durante la campaña electoral prometió cosas imposibles
en la provincia de Buenos Aires, y luego de sacar muchos votos y adelantar con
toda ligereza que iba a cumplir varios puntos adicionales de coparticipación
-sin explicar cómo-, ahora tiene un enorme problema para cumplir. Es otra
muestra de su improvisación y su irresponsabilidad.

-El Gobierno también lo incluyó junto con Mauricio Macri, Juan Luis Bour, Jorge
Avila y José Luis Espert y la Fundación de Investigaciones Económicas
Latinoamericanas (FIEL) entre los “agoreros del pasado” y los que desean
retornar “a la Argentina de la corrupción”. ¿Duerme tranquilo, López Murphy?

-No, ¡qué tranquilo! Me parece una cosa escandalosa. Fíjese que Kirchner estaba
en la coalición del gobierno y votó por Menem en el 89, en el 91, en el 93, en
el 95, en el 97, en el 99. El jefe de gabinete, Alberto Fernández, fue
subsecretario del mismo Menem casi seis años. Ellos han permanecido bastante
tiempo metidos ahí, e incluso distintos ministros actuales han tenido relaciones
con el gobierno del doctor Menem. Ese sanbenito no se lo van a sacar así nomás.
Aunque nos acusen a quienes conformábamos la oposición de ese gobierno. Existe
un gran grado de manipulación y distorsión de los hechos reales.

-¿Para usted el Gobierno miente o al Gobierno le molesta que se opine distinto?
-Responde al clima que ellos tenían en Santa Cruz, donde habían encabezado uno
de estos gobiernos de reelección indefinida que representan una grave anomalía
de nuestro sistema institucional. Además, habían logrado armar un régimen con
una Corte Suprema subordinada, y crear un sistema político difícil de
contradecir institucionalmente porque tenía un control absoluto. Pero, bueno,
cuando la gente le tome la medida, usted va a ver la crisis de credibilidad que
tendrán.

-Política al margen, ¿qué le parecía el pedido del Gobierno, propuesto hace ocho
meses, de quitarle un 75% a los 81.200 millones de dólares adeudados a los
acreedores privados?

-Primero, lo lógico hubiese sido haber empezado a negociarla en el 2002, no bien
se había decretado la cesación de pagos, cuando estábamos en los peores
momentos. Eso hace más fácil plantear una negociación. Después, lo del 2003 fue
un disparate. La lógica era: cuanto más nos demorábamos en pagar, mayor era la
quita. Algo chistoso.

-¿Y qué le dice la nueva propuesta, ahora con 60.900 millones de quita, un
récord mundial?
-Razonable y seria. Tiene muchos problemas, pero va en la dirección correcta.

-Si alguien afirma que no se mueve de un número y luego lo hace, ¿no es lógico
que el acreedor piense que quien cede una vez, cederá dos veces?
-Tal vez es lógico. Sin embargo, esta carta se jugó en serio.

-Entonces, ¿para usted es definitiva, como afirma Lavagna, la oferta de 38.500
millones de dólares, más los 4.700 millones de intereses no incluidos antes, que
sumaría 43.200 millones?
-Quizás habrá correcciones técnicas, aunque a lo largo de líneas parecidas. No
creo que el espíritu cambie. Hoy veo un escenario donde la Argentina hace un
esfuerzo de 28 centavos y los acreedores lo valúan en 18. Hay que revertir la
mirada. Es como si le regalara flores a su señora y ella le pusiera mala cara,
desconfiándole el motivo de semejante regalo.

-¿Hasta aquí ha sido intransigente el Gobierno con los organismos extranjeros o
sólo generó esa imagen en la opinión pública nacional?
-¿Usted cree que todo el mundo está esperando que nosotros le demos
instrucciones? La retórica interna del Presidente y el Ministro de Economía
parece querer indicar que el mundo empieza cuando ellos llegan, y creo que eso
es de un infantilismo extraordinario.

-Supongamos que le regalan una empresa, ¿en qué puesto pondría a cada uno?
-Jamás se lo contestaré.

-¿Qué representa para el país y su gente sentarse a negociar de una buena vez e
intentar salir del default?
-Intentar restablecer el funcionamiento normal de la sociedad, los contratos y
la economía. Y facilitarle al sector privado el acceso al mercado de capitales y
la regulación de los contratos, lo que ayudaría a recuperar la inversión.

-Vayamos a la inversa: ¿y no sentarse a negociar?
-Ocurriría algo parecido a lo que estuvo pasando. El país empezaría a sufrir una
crisis de capital, comenzaría el deterioro general y se degradaría el potencial
productivo hasta generar una menor calidad de trabajo y un fuerte colapso
productivo.

-¿Considera alentador que, si bien el Comité Global de Tenedores de Bonos
Argentinos (el 44% de los acreedores, les debemos 37.000 millones) rechazó la
oferta, los empresarios locales la hayan apoyado mientras que el FMI y el Tesoro
se mantuvieron al margen de opinar?
-Son las reacciones esperadas. La oferta va en línea con lo que va a haber que
hacer. Y entre lo que hay que hacer, resolver rápido el tema de los fondos
previsionales daría un precedente claro de nuestras intenciones.

Puede interesarte

-¿Cómo piensa que terminará esta novela?
-Debemos y podemos resolver este problema. No porque existan presiones sino
porque nos conviene. Y tras semejante objetivo creo que todos hemos hecho un
esfuerzo por no cargar las tintas. Si no fuera mi país, y yo no tuviera el
enorme cuidado que tengo para no dañar su futuro
enumerando los errores que se
han cometido, le puedo asegurar que sería muy divertido hablar de este episodio.

-¿Pretende una disculpa de Kirchner?
-Siento que el primer perjudicado es él. Yo apuesto a dilucidar los temas de una
manera más constructiva. Fueron muy desgraciadas sus expresiones, pero qué se le
va a hacer, hubo otras cosas tan desgraciadas como ésas.

Hoy la argentina hace un esfuerzo de 28 centavos y los acreedores lo valúan en 18. Hay que revertir la mirada. Es como si le regalara flores a su señora y ella le pusiera mala cara, desconfiándole el motivo de semejante regalo“”>

Hoy la argentina hace un esfuerzo de 28 centavos y los acreedores lo valúan en 18. Hay que revertir la mirada. Es como si le regalara flores a su señora y ella le pusiera mala cara, desconfiándole el motivo de semejante regalo

Comentarios de Facebook
© 2019 GENTE | Todos los derechos reservados | Desarrollo: MOnkey ARt.

GENTE Y LA ACTUALIDAD de EDITORIAL ATLANTIDA S.A.
Director Responsable: Federico Poletto
Nº de Edición: - Fecha:
Domicilio Legal: Azopardo 579 - C.A.B.A.
Registro DNDA en trámite.

Ir Arriba