La noche más top del Este – GENTE Online
 

La noche más top del Este

Actualidad
Actualidad

Una fiesta al aire libre para unas dos mil personas en una de las terrazas más altas –y top– del Este. Doscientas celebrities ubicadas cómodamente en exclusivos vips con vista al mar. ¿Requisitos para participar del party? Una invitación personal e intransferible. ¿Dress code? Sugería el color rosa, al menos en un detalle. También hubo un lema encubierto: vamp rock, la tendencia del verano. Una noche única, donde se mezclaron los vampiros con las mujeres más elegantes y sensuales de la Argentina. Ejemplos: las hermanas Rossella y Patricia della Giovampaola, Valeria Mazza, Pampita, Dolores Barreiro, Liz Solari, Débora Bello, entre otras, desfilando como enviadas del conde Drácula. Y Susana Giménez, sacándole tiempo a su nuevo amor con tal de participar del evento de la temporada. Siéntase invitado a revivir el high light del Este. Pase, vea y brinde.

UN PLAYBOY. Identikit: el señor es un importante empresario italiano (de la dinastía Agnelli, dueña de Fiat, high society internacional) que adoptó Buenos Aires como patria chica, recientemente separado, amante de la noche y siempre dispuesto a conocer beauties. En esa búsqueda, Cristiano Rattazzi llegó al lugar indicado. “A los 61 años estoy viviendo el mejor verano de mi vida. No tengo compromisos. Puedo conocer a todas las chicas que quiera”, cuenta Rattazzi. “¡Cómo me estoy divirtiendo!”, agrega el presidente de Fiat Argentina. Hace un año, el Tano –como le dicen– llegó a esta misma terraza de la mano de Alicia Fernández, pero esta vez se mostró en soltería: “Nunca más voy a tener una novia oficial”. Para completar su perfil de playboy, Cristiano confirmó el romance que hace unos meses vivió con Cecilia Bolocco.

ARTISTA, BAILARIN... ¡Y MILLONARIO! Pasada la medianoche del viernes, Ricardo Fort subió a un avión privado en Mar del Plata y, dos horas después, cuando todos pensaban que no llegaría, hizo su entrada triunfal. Por supuesto, en las terrazas del Conrad sonó el tema de Pitbull: “I know you want me. You know I want you...”. Fiel a su estilo, Ricky se apoderó de todas las miradas e hizo saltar a la multitud con sus pasos. “¿Quién eres tú?”, le preguntó asombrado un empresario mexicano. “Ricardo Fort: artista, bailarín y millonario”, sentenció el hombre, tan excéntrico que dentro de tres meses tendrá su propio muñequito Jack. ¿Se acuerda de los chocolates con sorpresa? Lo más curioso: fue invitado a la fiesta a las cinco de la tarde. “Agarré el avión y me vine con unos veinte amigos”, explicó.

THE REAL KING. Roberto Pettinato rompió esquemas con su look, que definió como retro y a la vez vanguardista. ¿Su inspiración? “Los zuecos son de Jimi Hendrix y el cinturón, de Jim Morrison”, tiró. El conductor y su mujer, la artista plástica Karina El Azem, están descansando en Punta del Este y dejaron a su baby Lorenzo (un año) durmiendo con su nanny. Petti, que este año vuelve con Un mundo perfecto, está feliz por lo bien que marcha la venta de su libro Sumo por Pettinato. “No creo que Stephen King firme tantos autógrafos como yo”, bromeó.

EL OFICIO DE SER CELEBRITY. Es cierto: la fiesta de GENTE empezaba a las diez de la noche del viernes, pero Pancho Dotto llegó en las primeras horas del sábado. Es que el manager se quedó dormido por la atareada temporada que vive en el Este. “Es la primera vez que me tiro una siesta en todo el verano y me duermo”, dijo. Algunos creen que el motivo del descuido sería la presencia de una jovencita, una lolita de su agencia, a la que está cortejando. Otra novedad: en su apresurada entrada, Dotto se cruzó con Pampita y hubo abrazo conciliador.

Parece que, después de la dura separación, está todo bien. ¿Qué tal Pampita? Llegó sin compañía, porque Benjamín Vicuña grababa la miniserie Paco en Madrid. La modelo, que se quedó especialmente para la fiesta y no paró de mensajearse con el chileno, partió en avión para festejar su cumpleaños número 32 junto a su familia en España. Otra que vino solita fue Andrea Burstein. ¿Motivo? Al parecer, la predilección por el yoga y la vida sana no le permiten a su marido, el empresario Federico Rivero, participar de este tipo de fiestas.

RADIOGRAFIA FEMENINA. Karina Jelinek jura que el tostado de su figura es parejo, sin fisuras ni marcas en ningún lugar del cuerpo. “Todos los días hago topless en La Brava, como hice en el verano europeo en Saint Tropez”, contó la modelo, quien llegó en compañía de un misterioso italiano. Dolores Barreiro, las mejores piernas, lució un culotte fucsia debajo del microvestido de su marca, Holi. Otra de piernas infinitas, Sole Ainesa, adhirió al look enagua como tantas. Muchos jóvenes se acercaron a Bernardita Barreiro (18), aunque no tuvieron suerte. La heredera de Dolores, que no quiso descubrir el color de su ropa interior, asegura que hasta el momento nunca tuvo novio.

ME QUIERE, NO ME QUIERE. Hay que decirlo: la llegada de Fort en medio de la noche levantó a la multitud y despertó sentimientos encontrados. “¡Cuánto circo! No me gusta nada su onda”, exclamó Richard Piñeiro, casi indignado. “Es un robot, el primer mediático humanoide. ¡No podemos matarlo ni con balas de plata!”, tiró Pettinato, gracioso. Wally Diamante, el PR acostumbrado a tratar con figuras, se mostró asombrado por el magnetismo de Ricardo. “Cómo levanta a la gente, ¿no? ¿Qué edad tendrá?”, se preguntó. La reacción, queda dicho, fue diversa: algunos famosos, opacados, decidieron abandonar el vip, y otros se pusieron a bailar al ritmo de “I know you want me...”. La noche ya se había vestido de madrugada. “<i>¡Gracias, GENTE!. Déjenme acá</i>”, exclamaba Petti mientras lo rodeaban las más lindas. De izquierda a derecha: Florencia Gallo, Valeria Mazza, Dolores y Bernardita Barreiro, Pampita, Carola Kirby y Liz Solari.

¡Gracias, GENTE!. Déjenme acá”, exclamaba Petti mientras lo rodeaban las más lindas. De izquierda a derecha: Florencia Gallo, Valeria Mazza, Dolores y Bernardita Barreiro, Pampita, Carola Kirby y Liz Solari.

Susana y Pampita, dos de las más buscadas de la noche. A la diva todos le querían preguntar por su amigovio. Y a la top model los hombres la asediaban. Basta ver la foto para saber por qué.

Susana y Pampita, dos de las más buscadas de la noche. A la diva todos le querían preguntar por su amigovio. Y a la top model los hombres la asediaban. Basta ver la foto para saber por qué.

Pancho Dotto y sus chicas María José Lick, Liz Solari y Julia Rohden (el nuevo descubrimiento del manager).

Pancho Dotto y sus chicas María José Lick, Liz Solari y Julia Rohden (el nuevo descubrimiento del manager).

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig