La gran fiesta de las diosas… – GENTE Online
 

La gran fiesta de las diosas...

Actualidad
Actualidad

Nadie podía creer demasiado lo que estaba sucediendo. Sin embargo, estaba
sucediendo. Y nadie podía creerlo demasiado simplemente porque ni el más diestro
ni competente de los más diestros y competentes empresarios teatrales hubiera
conseguido proeza parecida. Pero mejor situémonos un instante en el ámbito, en
el momento crucial, en los rostros sorprendidos y en el motivo de tanta pompa y
en el motivo de semejante asombro general…
Ambito: Complejo Sobremonte, Mar del Plata. Momento: 2:29 a 3:03 de la
madrugada del 21 de febrero.

Rostros sorprendidos, ojos desorbitados, bocas abiertas e interminables
frases del estilo "¡Ooooooooooooohhh!", "¿Juntas?" "¡Qué pintón!",
"Se le ve todo", "Pensé que era menos petisa", etcétera etcétera
etcétera. Motivo de tanta pompa: el desfile Estrellas de mar, sobre una
pasarela de quince metros por tres, cercada por cuatro olas talladas y pintadas,
en medio de la Gran Fiesta del Verano de La Feliz, una suerte de cierre
de temporada con el brillo de los momentos imperdibles. Motivo de semejante
asombro general: reunir a las cabezas de los principales elencos y a las modelos
del momento en un desfile de 34 minutos y en una noche estrellada que pocos
olvidarán. Aunque antes conviene hacer la presentación de rigor. Contemos que
las puertas de la avenida Constitución 6690, delante de las enormes letras
plateadas de dos metros y medio de altura que conformaban la palabra GENTE, se
abrieron un segundo después de que terminara el domingo y arrancara el lunes,
para recibir a 1500 invitados que disfrutarían de una noche soñada, imaginada,
pensada y diseñada desde numerosos días antes.

Comencemos por detallar la ambientación: marítima, recreando los años 50,
estuvo a cargo de dos decoradores, Roberto Lagrave y Federico Batemarco, que
utilizaron 600 metros de tela y 1200 caracoles importados de Tailandia e
Indonesia, para convertir el complejo en un espacio imperdible, y el vip, en un
sitio ultraintimista desde donde poder conversar, beber y comer alguna
exquisitez, y desde donde disfrutar de la piscina perteneciente al espacio
Follia, invadida por floreros flotantes y habilitada a ciertos chapuzones que no
tardarían en llegar. Claro que para demostrar que una gran ambientación también
depende de una gran iluminación y de un gran sonido, Mario Casenave supo apuntar
de manera magistral los 150.000 watts de potencia, y los djs Lando y Jensee
musicalizaron de forma impecable.

Detengámonos en la comida, ahora: una vez más en manos del equipo
gastronómico del Hotel Costa Galana, encabezado por el gerente de
Alimentos y bebidas, Thierry Rault, y por el chef ejecutivo, Ismael Vega.
Exquisito. Al cóctel internacional se le fusionaron comida italiana, criolla y
asiática. Hubo más de 3200 bruschettas mediterráneas, 5000 fajitas de ave
rebozadas con semillas de sésamo (en el vip, sumar 1300 piezas de sushi), 6000
dulces y varias estrellas de las bodegas Trapiche: 570 botellas de champagne
1883 extra brut, 240 de Septiembre Cool y Red Wine (dulzones y frescos); 120 de
Trapiche Broquel Cabernet y Merlot y 60 de Chardonnay Viognier. Aparte, 1068
botellitas de la bebida energizante Black fire (favorita de los jóvenes), 1646
litros de Coca Cola y una barra de Quilmes. Durante la fiesta, además, se
degustaron 200 kilos de helados Freddo, 400 cubanitos y 800 tabletas también de
helado. No obstante, hubo otro postre. Volvamos al desfile Estrellas de mar

La policromática propuesta empezó al ritmo del tema Four to the floor,
del grupo Starsailor, con la aparición de una de las grandes protagonistas de la
velada, Florencia de la V (capocómica de Diferente), abriendo la Pasada
turquesa y verde. En la cabeza lució una corona con estrella y un vestido corto
e insinuante. Siguieron sus largos pasos, Julieta Prandi (envuelta en vestido de
paillettes, lució un postizo rubio de Mundo de las Pelucas que causó
sensación femenina), Carina Gallucci, la mujer de Carlos Calvo (el protagonista
de Taxi 1, el original); la renovada Amalia Yuyito González (vedette
de Resistiré con humor) y Denise Dumas (diosa de El fondo puede
esperar
). A continuación, la Pasada plateada, que abrió Karina Jelinek
(eterna morocha; causó delirio su sensual contoneo). Luego, la Pasada rosa, de
Pamela David (su novio, Rodrigo Fernández Prieto, sentado en la cabecera, la
recorría de arriba abajo), seguida por Jazmín de Grazia, ganadora de reiterados
piropos.

Hubo una Pasada naranja, con Inés Pujol (chica tapa de GENTE), Carola Kirkby
(coequiper de Raúl Portal) y Luli Fernández (una suerte de secretaria de Gerardo
Rozín). Hasta que Mónica Ayos (Taxi), luciendo un vestido de Natalia
Antolin capaz de estirar su espalda hasta el más allá, levantó la fiebre general
para iniciar la larga e increíble Pasada blanca, que tuvo a protagonistas de la
talla de José María Listorti y Alvaro Waldo Navia (los dos de El fondo puede
esperar
), Claudia Albertario (El pintor), Salvador Toti Ciliberto y
Silvina Luna (Diferente), Juan Acosta (El viaje del humor) y su
inseparable visera, las hermanas Petardo, Victoria y Soledad Rodríguez (Resistiré
con humor
), Diego Pérez (Taxi), María Eugenia Ritó (El viaje del
humor
), Sergio Gonal y Sabrina Rojas (Aero risas argentinas) y Fabián
Gianola (Taxi), en viril camiseta masculina. El cierre fue a puro glamour
y acrobacia, con Moria Casán y cuatro dancers que bailaron la coreografía
de Flavio Mendoza, quien acaba de ganar un premio Estrella de mar por la
obra El fondo puede esperar.

El que no esperó para aplaudir fue el público, que pronto, al son del hit
Sunrise lyrics
, de Duran Duran, se subió al humor del grupo de teatro
Zapping
y al ritmo de la comparsa Yby-Ari, de la ciudad de Dolores,
comparsa que con mucho color, plumas y ritmo, mantuvo en alto la adrenalina de
un desfile de 34 minutos y de una noche estrellada de verano que, ya lo dijimos
arriba, pocos olvidarán.

Producción: Sofía Delger e Inés Azumendi.
Asistente: Verónica Delger.
Maquillaje: Sandra Rodríguez y su equipo (Noelia Paredes, Alejandra Costantino,
Belén y Florencia Schank, Silvina Didio y Carla Jonef), con productos de la
línea profesional Gloss Maquillaje. Peinaron once profesionales del staff
de Pino, Leo y Lina/Mar del Plata. Agradecemos a Class Life, Natalia
Antolín
(con telas Guilford), Benito Fernández, Ricky Sarkany,
Natacha, Ku de Ta, Zocco
y Mundo de las Pelucas.

A las 2:29 de la madrugada, los invitados se acercaron al escenario montado en  <i>Sobremonte</i> para no perderse detalle del desfile y del show. Comenzaba la última fiesta del verano 2005 en La Feliz.

A las 2:29 de la madrugada, los invitados se acercaron al escenario montado en Sobremonte para no perderse detalle del desfile y del show. Comenzaba la última fiesta del verano 2005 en La Feliz.

Sólo GENTE pudo reunir en un mismo escenario a las divas de los principales elencos de la temporada y a varias modelos top del momento. Algunos nombres: Florencia de la V, Moria Casán, Denise Dumas, Mónica Ayos, Julieta Prandi, María Eugenia Ritó, Karina Jelinek, Claudia Albertario, Silvina Luna y Carina Gallucci, la mujer de Carlín.

Sólo GENTE pudo reunir en un mismo escenario a las divas de los principales elencos de la temporada y a varias modelos top del momento. Algunos nombres: Florencia de la V, Moria Casán, Denise Dumas, Mónica Ayos, Julieta Prandi, María Eugenia Ritó, Karina Jelinek, Claudia Albertario, Silvina Luna y Carina Gallucci, la mujer de Carlín.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig