“Hay que estar muy bien con uno mismo para poder enamorarse y ser feliz” – GENTE Online
 

“Hay que estar muy bien con uno mismo para poder enamorarse y ser feliz”

Actualidad
Actualidad

A los 29 años ya tiene una trayectoria impecable y sólida. Julieta Díaz maneja su vida y sus relaciones con el medio con la misma maestría y profesionalismo que su carrera de actriz. Poco puede decirse de esta mujer dulcificada por el amor (hace más de un año que está de novia con el actor Sergio Surraco) que ella no quiera que se diga. Cuando habla lo hace con la precisión de un cirujano. Apenas cuenta que viene de una casa en la que el arte tenía y tiene un lugar bien importante, que admira a su padre actor, que es hija única, aunque adora a los hijos que pasaron a integrar la familia satelital que se armó cuando sus padres se separaron y se volvieron a casar. Y que está en un momento magistral. Completamente feliz porque será la Melibea de un clásico como La Celestina, de Fernando de Rojas (España 1499) y la protagonista de la primera película rodada por Ricardo Darín. Se acaba un año importante y la espera otro, lleno de proyectos y amor. Un poco cuenta. Algo es algo.

–Este año trabajaste con tu padre y pronto lo harás con tu novio. ¿Cómo te sienta la mezcla de trabajo y amores?
–Trabajar con mi papá fue bárbaro, porque aprendí mucho, pero también duro, porque la mirada del padre siempre es muy exigente. Yo siempre quiero hacerlo bien pero, en estas circunstancias, mucho más. El resto de las personas con las que compartí trabajo también pesaban: Fernán Mirás es alguien a quien admiro desde hace años, Rubens Correa fue mi profesor, mi viejo es mi viejo… Fue un desafío grande. Hicimos la obra más dura de Sam Shepard, Tontos por amor, y no fue un éxito de taquilla pero sí un gran aprendizaje para mí. Y el año que viene haremos una versión de La Celestina de Fernando de Rojas, dirigida por Suárez Marsal en la sala Cunill Cabanellas. Compartiré escenario con Sergio Surraco, que es mi pareja.

–¿Te gusta la idea?
–Muchísimo; estoy muy contenta. Yo ya había trabajado con Sergio y teníamos ganas de hacer un texto de este nivel.

–Tuviste un año muy bueno.
–Estoy muy agradecida con la carrera que estoy haciendo. Me llegan proyectos muy dignos; cada día que pasa es alegría y desafío. Parece un lugar común, pero es así.

–No hay que tenerles miedo a los lugares comunes.
–Es verdad: como los refranes, tienen síntesis y simplicidad.

–Durante mucho tiempo te querías diferenciar y que no te confundieran con cierto grupo que se expone mucho dentro del ambiente. Este año estás más relajada.
–(Se ríe mucho) No hay que tenerles miedo a los lugares comunes. Se puede hablar de lo que uno hace, muy relajado, y no por eso sentirse atacado o perseguido. Tenés que hacer lo que querés y estar tranquilo, sin traicionar tus propios valores.

–La gente que se expone tanto a veces sufre más, porque tal vez sólo tiene su privacidad para mostrar....
–Los artistas y la gente conocida tienen mucha responsabilidad con respecto al público y cuando hablan de algo, se sacan una foto o hacen migas con alguien, están contando quién es, están dando un ejemplo. No es que sienta que tengo una misión sublime, pero está bueno que la gente sepa que hay otras maneras de ser y de encarar las carreras artísticas. Las cosas importantes son otras, aunque por nuestra profesión tengamos que aparentar mucha felicidad y alegría. Hay que ser conscientes de que vivimos en un mundo en el que hay mucha gente que sufre.

–Estás comprometida con tus colegas en el tema de los derechos de imagen, ley que se firmó la semana pasada.
–Sí, estoy en la Sociedad Argentina para Gestión del Actor Intérprete, que defiende los derechos de los actores y los bailarines. Preside Pepe Soriano y le siguen Federico Luppi, Jorge Marrale, Martín Seefeld, Pablo Echarri, Gabriela Toscano y muchos más, entre los que me cuento. Fundamos esta sociedad porque los músicos cobran cada vez que suena su canción, los autores cada vez que repiten una novela, y todos lo tienen muy merecido. Los actores éramos los únicos que no teníamos esta posibilidad. Esta ley existe desde 1934 y no se cumplía, hasta que el presidente Kirchner firmó un decreto para darle vigencia, algo tan concreto como que se respete nuestro derecho. Las novelas que yo hice se vendieron a Israel y allá somos famosos y no cobramos un peso. El error está en pensar que el actor ya cobró y bien.

–Los nuevos sueldos de la tele ya no son aquellas cifras fabulosas de otros tiempos.
–No son los mismos sueldos. Más allá de eso, estamos hablando de un negocio, el del arte audiovisual, en el que dejaron afuera a los actores. Yo además defiendo los derechos humanos. Hace un tiempo que apoyo a las Abuelas de Plaza de Mayo, a las Madres Línea Fundadora y a Greenpeace. Creo que tenemos que dar ejemplos edificantes al público que nos quiere y nos apoya.

–Además de esta vida de arte y compromiso, supongo que te gustaría casarte, tener una familia…
–Sí, claro. Hace un tiempo pensaba que no, pero ahora sí quiero. Por un lado está la carrera, y a las mujeres nos coincide el tiempo de mayor energía y creatividad para el trabajo con el de ser madres. Pero me veo teniendo un hijo a los treinta y pico o a los cuarenta, siempre y cuando esté bien de salud.

–¿Con tu novio Sergio Surraco?
–No puedo negarte que sí, aunque una pareja es algo a trabajar. Nosotros hemos formado una y nos estamos conociendo: hace un año y cuatro meses que estamos juntos, aunque no convivimos.

–¿Cómo te llevás con el tema de la belleza y las exigencias del afuera de mostrarte siempre divina y en forma?
–No tengo una opinión formada sobre ese tema. Yo estoy conforme con mi imagen, aunque ahora me puse las pilas y empecé a entrenar y voy a Figurella. No le daba mucha bola, aunque hay un tema de salud muy importante, y le sumo la estética, pero no me obsesiono. Quiero estar tranquila, en armonía y que coincida lo que muestro con lo que me pasa adentro.

–¿Hay cosas que te dan vergüenza ajena?
–Sí, cuando la gente da demasiadas explicaciones y termina enredada en sus mentiras.

–¿Cómo te llevás con la plata?
–Es funcional para mí. No es un objetivo, en absoluto. Uso la necesaria y de vez en cuando me compro algo que me gusta. Tengo buena ropa porque me invitan a muchos lugares y quiero ir linda; además, como a todas las mujeres, me gusta tener cosas bonitas para ponerme.

–¿Qué hacés en tu tiempo libre?
–Lo uso para dos cosas que me encantan: ir al cine y al teatro. También leo, aunque soy más lenta para eso, pero siempre tengo un libro entre las manos. En las vacaciones me pongo al día. Me encantaría tener esa capacidad de alguna gente que lee en cualquier lado, en el colectivo, en el taxi… y pierdo la concentración.

–Y vas a filmar con Darín…
–Ni te imaginás lo que significa para mí. Es una enorme alegría que viene de una tristeza. Eduardo Mignogna escribió hace años una novela negra policial que se llama La señal. Darín la leyó y le encantó, y le dijo que quería hacer la película. Eduardo escribió el guión y después murió. Ahora Ricardo la va a dirigir y a protagonizar. Además, estaremos Diego Peretti, Andrea Pietra y yo.

–¿Te imaginás cómo va a seguir tu carrera?
–No. Lo que sé es que me gustaría seguir haciendo proyectos como el de Darín, como los unitarios que hice, cada vez mejores personajes y trabajar con más actores y directores. Me encantaría viajar con el cine, por la llegada al mundo que tiene. Quiero conocer muchos países y gente. Por ahora estoy alucinada con participar en la primera película de Ricardo, porque sospecho que será el comienzo de una gran carrera como director. Ya es un actor gigante.

–¿Y en tu casa qué tal? ¿Sos buena cocinera, por ejemplo?
–(Se ríe) Con la cocina soy como con la plata: funcional. Como muy sano: verduras hervidas, arroz, milanesas de soja. No soy vegetariana, pero nunca preparo carne en casa. Sergio cocina más que yo pero, la verdad es que salimos mucho a comer afuera. Lo que me encanta es el ritual del asado. Toda la familia y los amigos alrededor de la mesa. Pero cuando una vive sola no da para preparar mucha comida.

–¿Qué pensás de la gente que optó por vivir sola?
–¿Sin pareja?

–Sí…
–¡No lo puedo creer! Entiendo que antes que estar mal acompañado es mejor estar solo, pero si tengo la posibilidad de estar con alguien y compartir la vida, ni lo pienso: quiero estar con alguien. La idea de tener amor y familia es importantísima. Tener alguien al lado tuyo es maravilloso.

–¿Por qué pensás que actualmente hay tantas mujeres solas?
–Está muy difícil comunicarse y que haya coincidencia entre los hombres y las mujeres. A ellos tampoco les gusta estar solos: todos quieren enamorarse. No creo que haya problemas de género. Lo que creo es que enamorarse y compartir es la idea que uno tiene cuando ya es adulto.

–Se puede estar solo y ser adulto.
–Yo estuve mucho tiempo sin pareja y no me sentía renga en la vida. Prefería estar sola que mal acompañada. Pero mi deseo interno era tener amor, nunca pensé que quería quedarme sola. Hay que estar muy bien con uno mismo para poder enamorarse y ser feliz.

–Entonces estás bien y muy enamorada de Sergio.
–Sí, y me siento muy bien. Confiesa que le gusta ir al cine y al teatro, que come sano (“<i>Ensaladas y verduras, aunque no soy vegetariana</i>”), y que no le da importancia al dinero. “<i>Para mí es funcional: lo uso para comprarme algo lindo</i>”.

Confiesa que le gusta ir al cine y al teatro, que come sano (“Ensaladas y verduras, aunque no soy vegetariana”), y que no le da importancia al dinero. “Para mí es funcional: lo uso para comprarme algo lindo”.

“<I>Me gustaría  formar una familia. A las mujeres nos coincide el tiempo de mayor energía para el trabajo con el de ser madres. Pero hoy me veo teniendo un hijo a los 30 y pico o a los 40</i>”.

Me gustaría formar una familia. A las mujeres nos coincide el tiempo de mayor energía para el trabajo con el de ser madres. Pero hoy me veo teniendo un hijo a los 30 y pico o a los 40”.

“<i>Como actriz, cada día que pasa es una alegría y un nuevo desafío. Y ahora, filmar con Ricardo Darín como director me tiene alucinada</i>”.

Como actriz, cada día que pasa es una alegría y un nuevo desafío. Y ahora, filmar con Ricardo Darín como director me tiene alucinada”.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig