Siempre se vuelve al primer amor"." /> «Hacía rato que queríamos actuar juntos» – GENTE Online
 

"Hacía rato que queríamos actuar juntos"

Actualidad
Actualidad

Adrián Suar, es decir, el personaje que encarna Suar -Gabriel Nielsen- es un
poderoso empresario de treinta y pico, dueño de una agencia de seguridad privada
y obsesionado en crear un muro impenetrable entre él y el resto del mundo.
Nicolás Cabré, o sea, el personaje que interpreta Cabré -Axel- es un joven
inteligente que logrará demostrarle sus capacidades para transformarse en su
nuevo hombre de confianza. Una tragedia desencadena la historia, una historia de
suspenso en cuatro capítulos intensos. La historia que Suar eligió para volver a
actuar en televisión.

Jueves, tres de la tarde. Cerca de los Tribunales de Comodoro Py, en Retiro, se
graban escenas de Sin código. Cabré (24) y Suar (36) caminan por el asfalto
caliente, bajo el sol, mientras a pocos metros espían un cafetero, un grupo de
chicas vestidas de oficinistas, un policía. Cabré está vestido de Cabré (con
vincha, jeans, camisa cuadrillé y zapatillas de marca) y Suar, de Suar (traje
negro y anteojos oscuros importados). Ríen, discuten sobre la escena, parecen
dos chicos disfrutando de un gran juego. Hacen lo que mejor les sale, actuar.
Uno es el responsable de los mayores éxitos de la televisión de los últimos diez
años. El otro es el actor joven del momento, que se tomó un año sabático en la
televisión y acaba de terminar las funciones de El gran regreso con Alfredo
Alcón, obra que en un par de meses llevarán al interior.
Toma la palabra el número uno de Pol-ka, quien confiesa: "Me considero mejor
productor que actor. Pero la actuación fue mi primer amor… Y ya sabemos, siempre
se vuelve al primer amor".

-¿Por qué lo eligió a Cabré para que lo acompañe en este proyecto?
-Me parece un gran actor y hacía rato que queríamos actuar juntos.

-Y usted, Cabré, ¿por qué dijo que sí?
-Porque después de un año intenso, quería terminar con un broche de oro, y
me sentí atrapado por este proyecto.

-¿Es difícil actuar al lado del jefe?
-No, porque Suar no se pone en el lugar del jefe. Se puede hablar y compartir
todo, como con un compañero más. Me siento muy cómodo trabajando a su lado.
Actuar juntos es un lujo para los dos.

¡Grabando! El grito es de Jorge Nisco, el director de esta miniserie, el mismo
de Epitafios. Momento de silencio para los curiosos e intrusos, y de trabajo
para los actores. La dupla se detiene a hablar junto a un auto y el personaje de
Suar interrumpe la conversación para hablar por celular. El asunto viene
complicado en esta ficción. Los padres de Nielsen (Suar) murieron de manera
trágica. El montó su propia empresa de seguridad, es exitoso pero solitario y
lleno de fantasmas. Sólo confía en su mano derecha, El Oso (Antonio Grimau),
hasta que conoce al hijo de El Oso (Cabré) y surgen una serie de amenazas
anónimas que dispararán las intrigas. Entre tanto misterio, aparece una mujer
(Karina Mazzocco) que seducirá a Nielsen pero también despertará sospechas.
Completan el elenco Walter Quiroz y Marcelo Mazarello. El guión está a cargo de
Walter y Marcelo Slavich (El garante y Epitafios), otra dupla de oro de Pol-ka.

-Suar, ¿cómo nació la historia
de Sin código?
-Es un argumento que tengo en la cabeza desde hace cinco o seis años. Tomé cosas

de la vida real, y otras son totalmente imaginarias. La idea es dejar un final
abierto y continuarla el año que viene. Por mis obligaciones, no me puedo
comprometer a largo plazo. Hasta consideramos la oportunidad de exportarla a
otros países.

-¿Podemos adelantar algún otro plan
para el año que viene?
-Por ahora te puedo decir que Los secretos de Papá sigue al aire todo el verano.
Ya estoy pensando en algunas figuras para el año 2005, pero todavía no puedo
decir nada. Además, primero, espero descansar un poco.

-La última, ¿ya hizo su propio balance
del año 2004?
-Mi balance es positivo. A pesar de que los números fueron contundentes para Los
Roldán, Padre Coraje se consagró como la novela del año. Se trabajó muy bien y
estoy orgulloso de lo que hicimos.

El jueves por la tarde, durante una de las grabaciones de Sin código en los alrededores del puerto de Retiro. Suar hace de un empresario exitoso dedicado al negocio de la seguridad. Cabré llegará a su vida y se la cambiará para siempre.

El jueves por la tarde, durante una de las grabaciones de Sin código en los alrededores del puerto de Retiro. Suar hace de un empresario exitoso dedicado al negocio de la seguridad. Cabré llegará a su vida y se la cambiará para siempre.

Me considero mejor productor que actor. Pero la actuación fue mi primer amor… Y ya sabemos, siempre se vuelve al primer amor" ">

"Me considero mejor productor que actor. Pero la actuación fue mi primer amor… Y ya sabemos, siempre se vuelve al primer amor"

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig