GULLERMO LOPEZ: “Ser pelado es mi Pyme” – GENTE Online
 

GULLERMO LOPEZ: “Ser pelado es mi Pyme”

Actualidad
Actualidad

Calvo antes de tiempo por su impericia con la rasuradora, Guillermo López (46) dejó de ser Guillermo hace más de trece años, cuando apareció como notero de los hombres de negro y nació “el pelado de CQC”. El Pela, como lo bautizó luego Julieta Prandi en Zapping, siempre quiso ser actor: estudió teatro con Agustín Alezzo, debutó en tevé con un bolo en La banda del Golden Rocket y en el mientras tanto se ganó la vida como vendedor de chicles, actor a la gorra y hasta payaso.

 

De novio con Sofía Jiménez (24), Jujuy, su secretaria en Lo sabe o no lo sabe, ha construido con simpatía una sólida carrera en la tele, desde sus famosos picos a las celebrities hasta la conducción. Y con ¿Qué fue primero, el huevo o la gallina? (producido por Eyeworks) volvió a Telefe y al horario central de los sábados a la noche.

–¿Quién eras antes de ser el Pelado de CQC?
–Un actor que hizo de todo, desde clown en el circo del Parque de la Costa hasta teatro callejero, animación de eventos y bolos en televisión. Estudié teatro con Alezzo y lo primero que hice fue el cuento de Fontanarrosa El mundo ha vivido equivocado, en bares de la Capital. Mientras, para vivir, trabajé diez años vendiendo para una empresa de chicles. Viajaba todos los días de Ramos Mejía hasta Gallo y Corrientes, me subía a la camioneta del supervisor con un carrito lleno de mercadería y después empezaba a patear, cuarenta o cincuenta cuadras por día, recorriendo quioscos.

–Debés haber sido un buen vendedor.
–Sí. De hecho me fueron ascendiendo, hasta que me ofrecieron un puesto que se superponía con mis horas de estudio de teatro. A partir de ese día quedé fijo en un sector de ventas, pero no me preocupó, porque sabía que lo mío iba a ser otra cosa. Renuncié cuando entré al circo. Me la fui rebuscando, hasta que apareció CQC.

–¿Por qué creés que te eligieron para ser notero?
–¡Por insistencia! En abril de 2001 fui a la puerta de la Rock and Pop a pedirle laburo a Pergolini. Lo encaré: “Disculpame, Mario... ¿Te puedo molestar un segundo?”. Y él me dijo: “¿Para qué me vas a molestar, si me podés tratar bien?”. Arranqué de nuevo: “Tenés razón. ¿Te puedo tratar bien un segundo?”. Me respondió: “¿Ves cómo entendés rápidamente lo que hay que hacer? Volvé a fin de año”. Un día de diciembre me paré en el mismo lugar y lo esperé; Mario me miró y me dijo: “Me acuerdo de vos, pero no qué me dijiste”. Y yo le contesté: “Te vine a tratar bien un segundo”. Se rió y me pidió que volviera en febrero. Volví, me entrevistó y el 20 de marzo hice la primera cámara oculta.

–Saliste a venderte como si fueras un chicle.
–Exacto. De hecho, cuando hago un evento, o cuando ofrezco mi unipersonal El trabajo que me dio no trabajar, me sigo vendiendo. La verdad, con los chicles no me ha ido mal, pero prefiero venderme a mí.

–A muchos hombres no les gusta ser pelados, y menos que los llamen con ese apodo... A vos te cambió la vida.
–Hasta CQC nadie me decía así; estrené el apodo a los 32. Yo era pelado desde hacía dos, por accidente. Por supuesto, sabía que iba a ser pelado: mi viejo lo era. A los treinta ya no tenía una cabellera como para hacer una publicidad de champú. Me cortaba el pelo con la maquinita y me lo dejaba cortito, en un punto tres o cuatro de la máquina... Un día no me di cuenta de que la tenía cerrada a cero y me dejé una parte sin pelo. Tuve que emparejar; cuando me vi totalmente pelado, no me disgustó. Lo que me pasó con el apodo es que se convirtió en una marca, porque era fácil identificarme entre los noteros: todos sabían que el pelado era yo. El pelado es siempre una referencia, en una fila, en un equipo de fútbol... Bueno, a mí me tocó, y no sólo no me molesta, sino que es mi Pyme (risas).

–Esa Pyme te posibilitó además darte algunos gustos, como jugar a ser galán con los picos en cámara a las famosas.
–Siempre me causó gracia ese lugar, porque tengo claro que no lo soy... Pero me tocó ese rol, lo jugué también desde el actor y me fue bien. Quizá entré en una etapa en que los pelados pasamos a ser una buena opción.

–Antes, los galanes tenían que caer en el peluquín.
–¡Cosa que habría arruinado mi Pyme! Jajá. Después de CQC vino Zapping, Antes que sea tarde y Lo sabe o no lo sabe, que en 2013 tuvo muy buena repercusión en la calle. Incluso hoy, cuando estamos con Sofi en algún lugar, nos preguntan si estamos grabando.

–Hablando de Sofía –Jujuy, como la bautizaste en la tele–, es la primera novia que presentás. ¿Por qué abandonaste el perfil bajo?
–Ella es conocida. Era inevitable que se supiera... Un día nos encontramos en la tapa de Paparazzi. No somos una pareja mediática, pero tampoco tenemos nada que ocultar.

–¿Cuánto hace que están juntos?
–Más de dos años, y nos llevamos muy bien... y un poco más de veinte, algo que no es lo mejor, pero se dio así. Los dos nos adaptamos a nuestras diferencias, porque obviamente yo me adapto a sus cosas, como sus horarios de la facultad (estudia Comunicación Social) o su etapa de convivencia con sus dos hermanas, que también vinieron de Jujuy a estudiar. Y ella se adapta a las mías, porque con cuarenta y pico de años no me interesa estar a las cuatro de la mañana en un boliche.

–¿Te imaginás casado y con hijos?
–Sí. Voy a ser un padre adulto. Nos es algo que me traiga conflicto: por algo se habrá dado. Me encantaría ser papá. A mi viejo, Vicente, lo perdí hace muchos años, cuando tenía 18. Tengo una familia chiquita: mi mamá Nelly, que tiene su cuenta de Twitter @lanellyderamos, mi hermano Marcelo y mis sobrinos Julián y Mora. Con Sofi no convivimos, pero estamos muy bien. Cuando hablamos, siempre cierro con un chiste: “Disfrutá que yo ahora te cuido, y preparate para cuidarme más adelante, si Dios quiere”, jajaja.

–¿Qué fue lo primero en tu vida? ¿El huevo o la gallina?
–La gallina, porque apenas nací mi hermano y mi padre me trajeron la camiseta de River. El otro día fuimos con Sofi a la cancha y terminé viendo el partido en el palco oficial. Yo pensaba cómo de mis inicios en la popular terminé en el palco... ¡Un lujo! Es muy lindo que me identifiquen con el club. De hecho, me hubiese gustado ser jugador de fútbol.

–¿Y qué pasó con eso?
–¡Cuando me decidí, ya estaba para técnico! (risas). Jugaba bien y siempre tuve la fantasía de llegar a River. Yo era un crack (más risas), un 9 goleador, un jugador exquisito... pero no me llevaron.

–Eras como...
–Mi referente era Francescoli. Y fijate las cosas lindas que me pasan, por mi laburo. Hace poco hablé con él por teléfono, porque quería invitarlo al programa. Yo me quería presentar y lo hice: “Capaz no sabés ni quién soy... Vos para mí sos El Enzo”. Y él me dijo: “Y vos para mí sos El Pelado, porque ¡El Enzo mira tele!”, jajaja.

 

Antes que el huevo, gallina. Fana de River, apareció en televisión en 1992, con un bolo en La banda del Golden Rocket. Más tarde fue payaso en un circo, hasta que a los 32 convenció a Pergolini, luego de “taladrarlo” durante un año.

Antes que el huevo, gallina. Fana de River, apareció en televisión en 1992, con un bolo en La banda del Golden Rocket. Más tarde fue payaso en un circo, hasta que a los 32 convenció a Pergolini, luego de “taladrarlo” durante un año.

Debutó en la radio de Badía en Pinamar con Vacaciones pagas, programa que cumplió catorce temporadas, y desde hace seis años conduce la mañana de los sábados en FM La 100. A la noche, desde las 22, juega y se divierte con ocho famosos en ¿Qué fue primero, el huevo o la gallina? (Telefe).

Debutó en la radio de Badía en Pinamar con Vacaciones pagas, programa que cumplió catorce temporadas, y desde hace seis años conduce la mañana de los sábados en FM La 100. A la noche, desde las 22, juega y se divierte con ocho famosos en ¿Qué fue primero, el huevo o la gallina? (Telefe).

Cuando le queda tiempo, sale de gira con su unipersonal El trabajo que me costó no trabajar. Hace dos años que está de novio con Sofía. “Nos adaptamos a la diferencia de edad... A los cuarenta y pico no me interesa estar a las cuatro de la mañana en un boliche”.

Cuando le queda tiempo, sale de gira con su unipersonal El trabajo que me costó no trabajar. Hace dos años que está de novio con Sofía. “Nos adaptamos a la diferencia de edad... A los cuarenta y pico no me interesa estar a las cuatro de la mañana en un boliche”.

“Con Sofi todavía no convivimos, pero estamos muy bien. Cuando hablamos, siempre cierro con un chiste: ‘Disfrutá, que yo ahora te cuido, y preparate para cuidarme más adelante’”

“Con Sofi todavía no convivimos, pero estamos muy bien. Cuando hablamos, siempre cierro con un chiste: ‘Disfrutá, que yo ahora te cuido, y preparate para cuidarme más adelante’”

Walter Donado, la revelación de Relatos salvajes, tiene una empresa que entrena animales para cine y publicidad y consiguió el gallinero para las fotos.

Walter Donado, la revelación de Relatos salvajes, tiene una empresa que entrena animales para cine y publicidad y consiguió el gallinero para las fotos.

En el back, le contó al Pelado López su increíble tour por festivales representando a la película más taquillera de la Argentina: estuvo en Sarajevo, Lisboa, Bélgica, Belgrado y Transilvania. Desde mediados de agosto será parte del film El jugador, con Pablo Rago, y en octubre viajará a las Islas Canarias para rodar El túnel, con Leo Sbaraglia y Pablo Echarri.

En el back, le contó al Pelado López su increíble tour por festivales representando a la película más taquillera de la Argentina: estuvo en Sarajevo, Lisboa, Bélgica, Belgrado y Transilvania. Desde mediados de agosto será parte del film El jugador, con Pablo Rago, y en octubre viajará a las Islas Canarias para rodar El túnel, con Leo Sbaraglia y Pablo Echarri.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig