“George y Brad son divinos, pero yo ya tengo mi galán” – GENTE Online
 

“George y Brad son divinos, pero yo ya tengo mi galán”

Actualidad
Actualidad

Organizadores: los más codiciados galanes de Hollywood (y del mundo), Brad Pitt y George Clooney. El evento: una cena “ligera y sencilla” para recaudar un millón y medio de euros en el exclusivo restaurante del hotel Cipriani, en Venecia. Los invitados: cerca de 150 vips entre empresarios y artistas italianos. El menú: buena pasta y pana cotta con crema a la frambuesa, acompañadas de vino rosé. ¿La estrella de la noche? La cantante argentina Lola Ponce. ¿Perdón? Sí, la-can-tan-te-ar-genti-na-Lo-la-Pon-ce. Nada menos.

CON LOLA, POR DARFUR. Conscientes de que la 65ª edición del Festival de Cine de la ciudad de los canales y las góndolas convocaba a famosos y no tan famosos adinerados, los siempre solidarios Pitt y Clooney decidieron celebrar en esa ciudad una cena, con la intención de recaudar fondos para Not On Our Watch (NOOW), organización fundada por ambos a beneficio de los habitantes de la región sudanesa de Darfur, que sufren una guerra civil. Bueno, hasta dicho evento llegó la rosarina el martes 26 de agosto, mentalizada en –tal su especialidad– hipnotizar una vez más a los anfitriones en cuestión. Claro que custodiada, como siempre, por su novio desde hace más de cuatro años, el abogado italiano Manuele Malenotti. Pero, perdón, la pregunta del millón sería: ¿cómo llegó a oficiar de maestra de ceremonias en semejante cena de etiqueta? Clooney lo hizo. George la eligió para ese rol. Sucede que el actor es íntimo amigo de Malenotti, con quien suele encontrarse cada vez que pisa suelo italiano. No sólo eso: ya en junio de 2007 Lola lo había deslumbrado con su voz durante una fiesta que se celebró en Cannes, a bordo de un yate, celebrando el fin del rodaje de Ocean 13. Allí también estaba el marido de Angelina Jolie, flamante papá de mellizos, aportando su facha.

EXITOSA MADE IN ARGENTINA.¿Describir a George y Brad? Sencillos, humildes... Me encantó participar en su fiesta. Igual, cuando es por beneficencia yo trato de no fallar”, afirma esta chica que, con apenas 27 años, e instalada desde hace siete en la bota europea, ya está acostumbrada a cosechar elogios y a rodearse de celebridades. “A veces pienso: ¡Guauuuu, ¿qué hago yo acá?! Pero, bueno… Acá estoy”, suele declarar cuando le toca transitar la alfombra roja. ¿Antecedentes? Ya se sentó al lado del príncipe Alberto de Mónaco, Céline Dion y Shaggy; fue invitada especial a los World Music Awards 2007; es convocada seguido por la RAI, el grupo Maná la invitó a filmar un video y recibe elogios de Hollywood. Hay más: este año resultó la reina indiscutida del Festival de San Remo, que ganó con la canción Colpo di fulmine, de Gianna Nannini (la rock star italiana autora del himno del Mundial de Italia 90); en pocas semanas cerrará el éxito Nôtre Dame de Paris (que ya giró por toda Italia, Alemania, Suiza y Francia), y regresará a la Argentina para presentar su último disco: El diario de Lola.

¿Qué más puede pedir la rosarina? Tal vez, que su talento sea por fin tan reconocido en su país como en el exterior. “La gente me conoce mucho más en Italia, porque aquí se me dieron los momentos más importantes de la profesión. Pero no pierdo las esperanzas de explotar de la misma forma en mi patria. Estoy esperando que llegue ese momento”, dice la joven nacida en Capitán Bermúdez. ¿Le llegará el momento de ser profetisa en su tierra? Mientras tanto, sigamos hablando de la inolvidable velada con Brad and George...

CENA ULTRA SUPER HERMETICA. Pitt y Clooney se ocuparon especialmente de que no hubiera periodistas ni curiosos, y sólo permitieron el ingreso de un fotógrafo, contratado para la ocasión. Anna Hathaway, Tilda Swinton y el presidente del jurado internacional del Festival, el director alemán Wim Wenders, fueron de la partida. La cena sirvió como aperitivo a la apertura del gran evento cinematográfico, realizada el miércoles 27 de agosto y donde se presentó Burn Alter Reading, la nueva película de los hermanos Coen, en la que intervienen ambos galanes, y Swinton como protagonista femenina.

Un aperitivo con sabor argentino, ya que frente a los anfitriones de lujo Lola entonó Imagine, Vivire per amare (tema del musical Nôtre Dame de París, que protagoniza) y Sin miedo. Final feliz. Todos cayeron rendidos ante su voz, su impactante belleza y sus caderas, todos aplaudieron su presentación y todos partieron felices, luego de recaudar el millón y medio de euros que necesitaba la fundación. También el novio de Lola Ponce cuando la escuchó decir saliendo del restó: “George y Brad son divinos, pero yo ya tengo mi galán”.

Matthias Braun (ejecutivo de Audi), Michele Malenotti, George Clooney, Manuele Malenotti (novio de Lola), Ponce y Brad Pitt, en el hotel Cipriani.

Matthias Braun (ejecutivo de Audi), Michele Malenotti, George Clooney, Manuele Malenotti (novio de Lola), Ponce y Brad Pitt, en el hotel Cipriani.

Para envidia de todas, abrazada por el soltero más codiciado del planeta: tranquilas, Clooney es amigo de su novio, Manuele.

Para envidia de todas, abrazada por el soltero más codiciado del planeta: tranquilas, Clooney es amigo de su novio, Manuele.

“<i>¿Describir a George y Brad? Sencillos, humildes... Me encantó participar en su fiesta. Igual, cuando es por beneficencia yo trato de no fallar</i>”.

¿Describir a George y Brad? Sencillos, humildes... Me encantó participar en su fiesta. Igual, cuando es por beneficencia yo trato de no fallar”.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig