¿Es el candidato muletto? – GENTE Online
 

¿Es el candidato muletto?

Actualidad
Actualidad

Llegó dolorido al Sanatorio Mapaci, en Rosario, para sacarse el yeso que le colocaron tras ser operarado del talón de Aquiles. Cuando se retiró, con muletas y bota de plástico en el pie izquierdo, Carlos Alberto Reutemann dijo cosas dolorosas: "Alerté sobre algo que se está dando ahora en la práctica: lo que vi es esta interna, que es muy sucia. Los candidatos, en vez de ofrecerle propues
tas a la comunidad, buscan la forma de decirse barbaridades entre sí. Se están haciendo bolsa
". 

A paso lento, mientras llegaba al auto para perderse en su campo de Llambi Campbell, continuó el diálogo con el solitario cronista de Canal 5 que lo indagó: "Eso fue lo que vi y no me gustó". Pero dejó picando otras razones más profundas cuando admitió que la espiral de violencia bonaerense se podría haber trasladado a Santa Fe en el caso de que él aceptara ser de la partida. ¿Habrá terminado así con el misterio de su declinación a la precandidatura presidencial? Hmmm… Sobre todo, porque en estos días se reunirá con Carlos Menem. Y allí pueden suceder cambios importantes en la interna del PJ. Allegados a
Lole imaginan que el riojano le podría comunicar su deserción para que Reutemann ocupe su lugar en la grilla. Sin embargo, por el lado del ex presidente sostienen que esa posibilidad es, lisa y llanamente, una ilusión que sólo alimenta el entorno de
Duhalde.

Otra hipótesis que manejan los lolistas es su eventual presencia en las elecciones de marzo si se aprobara la Ley de
Lemas
, algo que le permitiría no desgastarse en una interna, y que el propio involucrado no descartó de plano. "Algunos piensan que es mejor ir a elecciones directas, eliminando el proceso previo para que cada candidato, en vez de menospreciar al rival, proponga qué hacer por medio de la Ley de Lemas. Esta es una situación de emergencia que haría factible recurrir a este sistema", dijo Lole. Sin embargo, su hermano Enrique volvió a decir que "con o sin Ley de Lemas, Carlos descartó toda posibilidad de competir en la interna presidencial". El mismo señaló: "Ya dije demasiadas veces que no…". Pero la duda quedó flotando…

Por estos días, Reutemann está recluido en su campo, recuperándose de la operación que el doctor José Luis Aparicio le practicó el 19 de julio a raíz de una dolencia que arrastraba desde su época de piloto de Fórmula 2 en los años 60, llamada cristalización del tendón de Aquiles y que provoca cicatrizaciones anormales. Apenas si sale del chalet para dar vueltas en un cuatriciclo, con el pie lastimado bien en alto. Tres veces había esquivado Lole el trance de pasar por el quirófano, y en principio, la operación estaba programada para diciembre. 

Oficialmente, dicen que tomó la decisión en el mismo momento en que ya no pudo manejar sus autos, su gran pasión, y tuvo que ceder el volante a un chofer oficial. A tal punto se había agravado la lesión, que sus íntimos aseguran que hasta echó mano a un bastón cuando no había miradas indiscretas alrededor. En cambio, otros dicen que la adelantó sin aviso al recalentarse la interna y cuando desde la Rosada lo apuraban para tomar una decisión.

Reutemann, como en sus épocas de piloto, deja una impresión -tenue, por ahora- de estar aún en boxes, calentando motores para la definición. En 1981, en Las Vegas, cuando estaba por coronarse campeón, una falla en su Williams provocó que disputara aquel Gran Premio con el tercer auto de la escudería. Precisamente, con el chasis número 17, la desgracia para los amantes de la numerología. Aquel 17 de octubre (día peronista por definición) fue una jornada triste: llegó sexto y perdió el título por un punto. Aunque a la salida del sanatorio, un veterano santafesino lo encaró con una sonrisa y le exigió "anímese, que les gana a todos", correr con el muletto, parece, no es la mejor opción para Lole. Sea en la Fórmula Uno o en política.

Hugo Martin 
fotos: gentileza diario La Capital de Rosario

Lole, el miércoles 14 de agosto, al salir del Sanatorio Mapaci en Rosario.

Lole, el miércoles 14 de agosto, al salir del Sanatorio Mapaci en Rosario.

El gobernador santafesino explicó, sin eufemismos, cómo ve la interna justicialista: Se están haciendo bolsa".">

El gobernador santafesino explicó, sin eufemismos, cómo ve la interna justicialista: "Se están haciendo bolsa".

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig