El técnico que le cambió la cara a Los Pumas – GENTE Online
 

El técnico que le cambió la cara a Los Pumas

Actualidad
Actualidad

-¿Es cierto que comenzaste a jugar en el Club Atlético San Isidro
(CASI)?

-Fue a los 10 años. Comencé a jugar CASI porque mis
padres vivían cerca. Estuve poco menos de un año y después
me pasé al San Isidro Club (SIC), donde hice el resto de las inferiores,
porque mis compañeros de colegio jugaban todos allí. Fue por una
cuestión de afinidad con ellos. Después llegué a la primera
y pasaron los once campeonatos y los eternos clásicos contra el CASI. Fueron
veinte años de carrera continuos, del 77' al 96', en los que sólo
paré dos meses por una lesión en la rodilla.

-Y hoy sos una
celebridad del deporte que firma autógrafos.

-El autógrafo
en realidad no lo firma Marcelo Loffreda. Es la firma de muchísima gente
que me dio conocimientos, educación y sentimientos muy profundos. Para
mí es un agradecimiento y una forma de transmitir todo lo lindo que yo
viví.

-Desde el seleccionado también se puede decir que
estás retribuyendo todo lo que recibiste del rugby. En estos últimos
años Los Pumas lograron un rendimiento parejo.

-Se percibe regularidad.
Hace un tiempo el equipo tenía un juego más desparejo, con baches
y picos de desempeño. Hoy el rugby argentino se está acercando al
contexto internacional de los mejores países.

-¿Cómo
se trabaja los días previos a un test match?

-Es una preparación
que habitualmente dura cinco días. Lo que se busca es que en algunos aspectos
el equipo vaya creciendo y en otros decreciendo. Por ejemplo, en la condición
física el grupo tiene que ir disminuyendo el trabajo para estar en óptimas
condiciones el día del partido, en cambio, en el aspecto mental y táctico
tiene que ir creciendo cada vez más sin permitir que explote antes del
test, tiene que ser una recta ascendente. La concentración es un proceso
que hay que manejar con mucha cautela para evitar que los jugadores jueguen el
partido antes.

-¿Cómo repartirías en porcentajes
la importancia de los distintos aspectos que hay que
trabajar para sacar el
máximo de rendimiento de un equipo?
-Se toma unos segundos para medir
bien la respuesta- Es difícil... yo diría que es un 20 % de preparación
física, un 20 de táctica, un 20 de estrategia y un 40 % de mentalidad.

-¿Es
cierto que sos un obsesionado de los videos como Bilardo?

-Veo videos
pero no en forma compulsiva. Los analizo y después los tratamos en las
reuniones con los jugadores. Pero nunca nos tomamos más de una hora para
eso porque está comprobado que es el tiempo justo para no sobrepasar el
tope máximo del umbral de atención del ser humano. Vemos extractos
de nuestros partidos y de los futuros rivales.

-¿Qué estadio
preferís para que jueguen Los Pumas, River o Vélez?

-Vélez
me parece mejor porque la cancha de River es más difícil de llenar,
más con la situación de crisis que vive hoy nuestro país.
Además, como Vélez es más chico se crea un muy buen ambiente
porque el público está mucho más cerca de los jugadores y
se hace sentir con más fuerza.

-Existe una mística especial
alrededor de la figura de los All Blacks ¿Qué tienen de especial
estos gigantes neocelandeses?

-Es el equipo más exitoso de la historia
y es ineludible que cuando uno hable de rugby automáticamente se piense
en los hombres de negro, son una marca registrada del deporte. Además en
Nueva Zelanda se vive el rugby de la misma manera que en la Argentina se vive
el fútbol. Allá son héroes nacionales y gozan de muchos privilegios.

-¿Y
cómo vive un test match contra los All Blacks el técnico de Los
Pumas?

-Estás jugando contra la historia del rugby. Nosotros recién
en el 79' empezamos a jugar contra ellos y además nunca les ganamos. Es
todo un desafío.

-Pero hay que reconocer que después de
aquel partido ante Irlanda en el último Mundial Argentina se posicionó
en un lugar distinto. Está un escalón más arriba.

-Fue
muy importante, un punto de inflexión en el rugby argentino. A partir de
ahí el equipo empezó a insertarse en una lucha que antes era sólo
para los cuatro británicos, Francia y los tres del hemisferio sur. Ahora
estamos colados en ese grupo y somos nueve para ocho lugares. Con mucho espíritu,
esfuerzo y coraje, Los Pumas lograron ubicarse entre ellos.

Loffreda
es un especialista en lo suyo pero sabe dónde se encuentra el límite
entre los logros y la satisfacción de hacer lo que a uno le apasiona. Por
eso, cuando le preguntan qué es ser un Puma, se apresura a contestar que
no le gusta "individualizar a un Puma como si fuese una elite",
pero que en cambio sí puede decir lo que es ser un jugador de rugby: "Un
jugador de rugby es una persona honesta, humilde, responsable, comprometida con
lo que hace y con las ganas de dar siempre un poco más"
.Para el técnico de la selección ningún aspecto debe quedar librado al azar. Mira las jugadas del equiop y los rivales en video, y aunque aclara que no lo hace

Para el técnico de la selección ningún aspecto debe quedar librado al azar. Mira las jugadas del equiop y los rivales en video, y aunque aclara que no lo hace "en forma compulsiva", reconoce que los analiza para después tratarlos en las reuniones con los jugadores.

Rodeado por los jugadores, trabaja en lo táctico. Con respecto al juego de Los Pumas destaca el rendimiento parejo que se consiguió.

Rodeado por los jugadores, trabaja en lo táctico. Con respecto al juego de Los Pumas destaca el rendimiento parejo que se consiguió. "Se percibe regularidad. Hace un tiempo el equipo tenía un juego más desparejo, con baches y picos de desempeño".

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig