El dream team – GENTE Online
 

El dream team

Actualidad
Actualidad

Fueron 45 años de tradición bien transgredida por una celebración que lo justificaba: 22 años ininterrumpidos de éxito y la pauta de la agenda de la televisión nacional. GENTE volvió a erigir sus míticas gradas de Los Personajes del Año, esta vez para inmortalizar a Los Personajes de Marcelo. Para cuando este ejemplar salga a la calle, más de un millón y medio de personas ya habrán espiado el making-off en la web. La misma pasión que impulsó a sus protagonistas a disparar imágenes a las redes sociales, maravillados por el despliegue, fue la que activó el calor de los reencuentros, las risas y los aplausos de un equipo de 130 personas que refrendó el gran principio de su líder: “Sentirse en casa”.

HUMILDE ANFITRION. Sorprendía a quienes esperaban algún tipo de fanfarria para su llegada a la pista de Bailando. Marcelo Tinelli había estado desde temprano en Ideas del Sur, alternando entre su oficina del 4º piso y su camarín, pero hasta ese entonces no había visto la transformación de los 900 m2 de pista en el estudio Romina Yan. “¡Qué orgullo!”, se le escuchaba decir. A partir de ahí las carcajadas sobraron. Moria Casán se atrevió a susurrarle al oído comentarios de los que el rubor del conductor daba cuenta. Más tarde, Denise Dumas simulaba ahorcarlo: “¡Esto es por no estar nunca en mi casa!”, decía en referencia a su labor en la productora como conductora de SábadoShow, Cantando y Este es el Show. Desde que pisó el estudio, Graciela Alfano estuvo merodeándolo con insistencia, según quienes pudieron escucharla, para persuadirlo de una modificación en las ubicaciones: sentarse a su lado. Antes del primer flash, Mariano Iúdica irrumpió con su cámara en plan de back para La cocina del show. La temática: calzoncillos. Su logro: que Marcelo muestre el tipo, color y estampado del que había elegido para tamaño evento.

PROBLEMAS DE CARTEL. Aunque con extremo disimulo, quienes llegaban echaban un vistazo a los carteles que indicaban la ubicación de cada uno en la gran foto. En líneas generales hubo aceptación: hasta hubo figuras que pedían “estar en el ganchito” con tal de asegurarse su presencia. Alfano fue la última en sentarse, a pesar de las cinco llamadas que recibió del mismísimo Pablo Chato Prada, productor ejecutivo de Ideas del Sur. El descuerdo se habría suscitado no sólo por estar a una persona de distancia del anfitrión, sino también por no poder lucir sus piernas con Zaira Nara sentada a sus pies. “Me parece de mal gusto que esta mujer (Alfano) aparezca con galera, porque eso es una marca mía; lo hace para provocarme”, decía Aníbal Pachano con eléctrico andar. Pero el punto de hervor llegaría en el momento en que se dio cuenta de que debía sentarse junto a ella. Segundos después... el enroque salvador. Reina Reech aceptó cambiar una punta por otra con el creador de Smail.

FASHION VICTIMS. “Elegí un tono claro para contrarrestar los oscuros de los trajes masculinos en las fotos”, advirtió Zaira haciendo gala de sus millas fotográficas. Y mientras José María Muscari lamentaba haber optado por el cambio “más aburrido” de los tres que había preparado, María Eugenia Ritó dejaba una advertencia: “No quiero que me hagan mucho detalle de mis zapatos Dior, porque Ricky Sarkany va a copiármelos”. Para contrarrestar, Eugenia Lemos aclaró: “Ese es un problema que las que no somos celebridades aún no tenemos. Mi vestido es Padua, porque soy bien de barrio”. Comentario al que Pedro Alfano, de paso, agregó: “Y mis zapatos, de Mármol”. Situación que Jorge Corona remató: “Lo mío es homenaje; este traje me lo regaló Alejandro Romay cuando debuté en teatro, en 1970”.

ALTAS TENSIONES. Alfano fue la gran reveladora, y Ritó, la provocadora. “No tenés que estar bajoneada; estás tan bien que hasta yo tendría algo con vos”, es la frase que alguna vez la vedette le dijo a la jueza de Bailando en tiempos de tristeza por la entonces reciente separación. Cada vez que se cruzan la recuerda con humor. “Aunque sabía que nada pasaría, me sentí muy bien”, remata Grace. Sin miramientos, Mónica Farro marcó de cerca al Negrito Luengo, tan de cerca que acomodó su ropa, sacudió la pelusa de su solapa y revisó la prolijidad de su pelo. Todo sin dejar de mirarle la boca. El comentario generalizado: “No sabemos de una reconciliación, pero sexo hay, seguro”. A metros de distancia, Zaira comentaba que no podía creer que ya la estuviesen inventando novios, “y con el Negrio Luengo!”, decía. “Como salimos los cuatro, con Paula (Chaves) y Peter, ya comenzaron a hablar de romance”, comentó. “Quiero, al menos, un año de soledad. Va a costarme volver a confiar en los hombres”, dijo. Y otra vez Ritó. Encontró la forma de protagonizar un grupo integrado por Coki Ramírez, Cinthia Fernández, Erika Mitdank y Silvina Escudero, a quienes invitó a posar “provocativas” frente a las cámaras, para terminar la secuencia dándole de comer a cada una en la boca. En tren de la “amistad” que demuestran en camarines, la propuesta fue sumar a Nicolás Riera a la fotografía familiar de Alvaro Navia, su mujer Vanina Escudero, y Silvina Escudero. “No me parece”, sentenció esta última sobre su ex. Sin embargo, minutos antes, el ex Teen Angel y la bailarina, saltaban al son del reconocido “¡pico, pico-pico, pico!”, entonado por sus compañeros en la sala de maquillaje.

UN AÑO DE AMOR. “¿Dónde está mi marido?”, preguntaba Paula Chaves hasta que Pedro apareció, con un desgano que atribuyó a la timidez, pero que luego develaría el verdadero motivo. “No quiero sacarme fotos al lado de ella; me saca una cabeza. ¡Basta de usar esos tacos!”, protestó el productor estrella con su gracia característica. Inquieta, Paula buscaba contención en los brazos de su novio, por los nervios que sentía a horas de bailar cumbia sobre la pista en la que todos estaban divirtiéndose. El la retaba por lo corto del vestido, algo que la mantuvo incómoda durante la sesión de fotos. Zaira ayudó a rememorar: “Hoy se cumple un año del momento en el que se percataron de la existencia de uno y otro. ¿No es romántico?”. Sin soltarse de la mano, Paula revelaba: “Estamos probando la convivencia casi todos los días. Pedro es súper casero y eso me seduce mucho. Pero de casamiento, por el momento... ¡ni noticias!”. El gran equipo de trabajo de Ideas del Sur vestido de gala para la sesión de fotos.

El gran equipo de trabajo de Ideas del Sur vestido de gala para la sesión de fotos.

Denise Dumas quiso sorprender a Marcelo y terminó siendo la sorprendida. Al enterarse de que la participante de Bailando y conductora –de Este es el show, SábadoShow y Cantando– intentaba jugar a ahorcarlo ante las cámaras, Tinelli se le adelantó. “¡Quise vengarme por no tener tiempo para ver a mi familia!”, dijo ella con su gracia característica.

Denise Dumas quiso sorprender a Marcelo y terminó siendo la sorprendida. Al enterarse de que la participante de Bailando y conductora –de Este es el show, SábadoShow y Cantando– intentaba jugar a ahorcarlo ante las cámaras, Tinelli se le adelantó. “¡Quise vengarme por no tener tiempo para ver a mi familia!”, dijo ella con su gracia característica.

Aníbal Pachano, luego de redelinear sus característicos bigotes, posó orgulloso con dos grandes talentos: su hija Sofía y el primer bailarín Hernán Piquín, “un lujo para la pista”.

Aníbal Pachano, luego de redelinear sus característicos bigotes, posó orgulloso con dos grandes talentos: su hija Sofía y el primer bailarín Hernán Piquín, “un lujo para la pista”.

Más información en gente.com.ar

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig