Ahora leyendo
Una megafiltración expuso movimientos bancarios de narcos, terroristas y corruptos

Una megafiltración expuso movimientos bancarios de narcos, terroristas y corruptos

Avatar

Dos mil reportes muestran cómo se mueve el dinero ilícito a través de los bancos a nivel mundial. Qué dicen los “FinCEN Files”, en los que también figuran argentinos.

Una investigación de dieciséis meses coordinada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) –donde colaboraron más de 400 profesionales de 88 países– detectó transacciones sospechosas por al menos US$ 2 billones entre 1999 y 2017.

En este momento hay cinco instituciones mundiales en la mira y JPMorgan, el mayor banco con sede en Estados Unidos, quedó en la mira. Según los reportes bancarios, movió dinero para personas y compañías responsables del saqueo masivo de recursos públicos en Malasia, Venezuela y Ucrania. También 2 millones de dólares para un magnate venezolano de la energía, cuya empresa fue acusada de engañar al gobierno de ese país y provocar apagones eléctricos que paralizaron gran parte del territorio. Además, durante una década procesó pagos de más de 50 millones de dólares para Paul Manafort, antiguo jefe de campaña del presidente estadounidense Donald Trump, que estuvo envuelto en acusaciones por lavado de dinero y corrupción derivados de su trabajo con un partido político prorruso en Ucrania.

Deutsche Bank, Standard Chartered Bank, Barclays y Bank of New York Mellon también encabezan la lista de transacciones poco claras, según los 2.100 reportes de actividades sospechosas que aparecieron en los FinCEN Files (como se conoce a los documentos que se filtraron).

¿Si los argentinos tenemos algo que ver? Sí, la Argentina aparece citada en 237 de los 2.100 reportes, con operaciones que alcanzan casi USD 50.000 millones. Quienes están en la lista son sociedades, empresarios, figuras del fútbol y del espectáculo, acusados de presuntos sobornos y corrupción, y financieras que operan en Buenos Aires. Se espera que sus identidades se vayan revelando en los próximos días.

Los FinCEN Files representan menos del 0,02% de los más de 12 millones de reportes de actividades sospechosas que las instituciones financieras enviaron entre 2011 y 2017 al Financial Crimes Enforcement Network del Departamento del Tesoro de Estados Unidos (la unidad antilavado del país del Norte).

Lo que más sorprende es que los documentos muestran cómo los bancos mueven dinero entre sus cuentas para personas que no pueden identificar, tardan hasta años en señalar posibles esquemas de lavado de dinero e, incluso, hacen negocios con clientes involucrados en fraudes financieros y escándalos de corrupción.


Ir Arriba