Día de entrenamiento – GENTE Online
 

Día de entrenamiento

Actualidad
Actualidad

Cada disciplina tiene un entrenamiento especial y característico. Y en esa preparación física específica se basa el rendimiento del jugador en los partidos de alta competencia. Por eso es fu ndamental que el trabajo sea el adecuado y esté basado en un plan bien pensado.

El rugby tiene la particularidad de pasar de momentos de mucha intensidad, a otros de pasividad aparente. Y es allí donde las lesiones encuentran el espacio ideal para hacerse presente. Por eso, es necesario generar gestos con un alto nivel técnico y de destreza. Cuando se logre ese ideal, el jugador se sentirá tan fuerte como resistente y tan rápido como ágil.

A TENER EN CUENTA. Uno de los aspectos más importantes para llegar al nivel físico-técnico deseado es la velocidad, tanto en los pases o movimientos con la pelota, denominada acíclica, como en la que se produce en el desplazamiento, llamada constante o cíclica.

Según el preparador físico Julio Anelli, "es fundamental desarrollar acciones que estimulen la coordinación para lograr un óptimo desarrollo de la velocidad. Para ello se pueden realizar carreras en donde se efectúen desplazamientos a máxima potencia partiendo de diferentes posiciones relacionadas a situaciones del deporte. Allí se pueden provocar detenciones o desaceleraciones bruscas para hacer que la persona vuelva a continuar la marcha".

FORTALEZA. El método que propone Anelli es ejercitarse en forma pura, es decir al ciento por ciento. "El propósito es mejorar la activación neural y la coordinación. Hacer hincapié en la fuerza y la pliometría (saltos) son los puntos que benefician directamente a la aceleración", explica.

La carrera se enseña en edades juveniles. En deportistas avanzados, sólo se pueden corregir distintos aspectos biomecánicos tales como los apoyos, la dinámica o las posturas. Las bases fundamentales son apoyar la parte delantera del pie (metatarso) y nunca el talón, y el recorrido que arranca con la rodilla a la cola y talón a la cola en el recobro.

Es claro entonces, que el alto nivel que alcanza un deportista en un match no se hace de la noche a la mañana. Una base sólida de tareas previas durante la semana no sólo incrementa el rendimiento, sino que asegura un riesgo menor de lesiones que lamentar.

El preparador físico Julio Anelli atento a los movimientos del <i>rugbier</i>.

El preparador físico Julio Anelli atento a los movimientos del rugbier.

El yankee Martin en pleno trote.

El yankee Martin en pleno trote.

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig