“Con Pampita somos nómadas: formamos una familia de gitanos” – GENTE Online
 

“Con Pampita somos nómadas: formamos una familia de gitanos”

Actualidad
Actualidad

Los tacos de sus botas de cuero tipo cowboy golpean, retumban, contra los pisos de la exclusiva mansión. Se sienta en el piso con una pierna levantada y mira desafiante a la cámara, algo recio. Es la última toma y hasta allí llegará la cara de malo para Benjamín Vicuña (30). El chileno que se robó el corazón de Pampita para “formar una familia de gitanos”, según sus propias palabras, jura que desde hace un tiempo vive en estado de paz: “Siento que he encontrado lo que buscaba en mi vida: una compañera divertida, para vivir y para viajar, que ahora me dio una familia”. Los Vicuña se instalaron en Buenos Aires a principios de año y Benjamín ya parece un argento más. Entonces hablamos de sus gustos, de deportes, música, comidas… y surgen, inevitables, las comparaciones entre argentinos y chilenos: “Creo que Vilas ha sido superior que el Chino Ríos, porque hizo escuela. El Chino nunca nos hizo quedar muy bien. Soda Stereo fue uno de los grupos que me marcaron. Me gusta mucho más que La Ley, una de nuestras bandas representativas”, expresa. “El asado me va muy bien, pero aquí tengo que decirte que no hay como los mariscos chilenos que como en mi restaurante…”, aclara.

–En Don Juan y su bella dama interpretás a un mecánico. No te veo todo engrasado...
–¡Totalmente, amigo! Así como me ves, soy un tuerca bárbaro. Me gustan mucho los fierros. Si bien el mundo de Franco es el taller, su rasgo más característico es la obsesión por un amor no correspondido. Es un border line, a punto de estallar todo el tiempo.

–Se te ve un tipo tranquilo. ¿En algún momento tuviste raptos de locura?
–(Ríe) Sí. He coqueteado con la locura y creo que no existe un actor que no lo haya hecho. En mi vida he sido un ser muy irracional.

–¿Tu elección por la actuación tuvo que ver con eso? ¿Querías pasar hambre?
–¡Ja, ja! Este es un oficio tremendo, súper injusto, donde triunfan “los que tienen ángel”. ¿Y quién decide quién tiene ángel? Pero yo he trabajado como un perro para poder llegar. Me alejé de mi familia porque estaba en contra, hasta demostrarles que me la podía bancar solo. Ojo: no me hago el héroe, porque sabía que podía volver.

–¿Hasta dónde llegó ese coqueteo con la locura del que hablabas?
–Con 29 años, tengo un recorrido bastante prematuro, veloz. He vivido a cien por hora. Tuve una juventud algo descontrolada, en la que llegué a atentar contra mi vida… Hoy, con una mujer y dos hijos, me convertí en más aprehensivo a la vida. Pero en algún momento fui autodestructivo.

–¿A qué te referís con “vivir a cien por hora”? ¿A manejar con algunas copas de más?
–Muchas veces me vi en situaciones como de querer poco la vida… Mi mejor amigo murió en un accidente de autos, después de estar en un boliche… (hace una pausa). Pero al ser humano le cuesta aprender de esos errores.

SOY GITANO. En estos días Benjamín debe decidir cómo –o mejor dicho, dónde– seguirá su vida familiar. En principio deberá internarse un par de meses bien al sur de su país, en la Isla Dawson, donde filmará una película sobre un grupo de políticos opositores encarcelados por Augusto Pinochet. La película le viene bien para evitar eso de los encasillamientos: “Ante todo soy actor, pero no encuentro en la chapa de galán algo negativo. Voy dando pasos para ganarme un lugar en la Argentina”. El chileno dice sentirse muy a gusto aquí. “Me anda dando vueltas la idea de quedarme por Buenos Aires”, y explica que en Pampita, además de una hermosa mujer, encontró una gran compañera: “Somos unos gitanos. Nos gusta mucho viajar y conocer gente nueva, realidades distintas. Con Pampita formamos una familia nómada, y además me devolvió la paz”. Habla de paz y tiene que ver con una juventud en busca de una mujer que no llegaba, un galán poco ortodoxo que declaraba: “Hay momentos en los que me siento muy solo”.

–¡Tiraste por la borda tus mejores años!
–(Ríe) Mi instinto me ha llevado a buscar la plenitud en la pareja. De pendejo pasé períodos de soledad, con la ansiedad de encontrar algo. Me gusta vivir la vida de a dos, compartir las cosas. Necesito ese respaldo. Para mí es fundamental.

–¿Es cierto que fuiste un tipo muy celoso?
–Yo creo que los problemas en las parejas son de a dos. Tal vez me faltaba algo, pero también tiene que ver con los procesos de las personas. Ahora estoy más grande y he desarrollado mi seguridad.

–¿Sos una persona que no bancaría una infidelidad?
–No especulo mucho con el asunto. Pero en el pasado era un poco más vehemente e intolerante. Lo que más tortura de la infidelidad es la hipótesis, los fantasmas: que te traicionen, que te abandonen, que te dejen. Pero cuando las cosas pasan, uno toma valor de lugares desconocidos.

–¿Ves en Blanca y Bautista cosas de ustedes?
–A Blanca la veo –cómo se relaciona, cómo observa todo– y es de hacer berrinche puertas adentro. Yo era así también; por eso me dediqué al teatro. Tiene una dulzura muy de Carolina, que con sus ojitos chinitos puede seducir y conquistar a cualquiera. Y Bautista es un sol, aunque es muy niño aún.

–Imagino que el día que crezcan no les pedirás que sigan tu camino…
–Uno tiene la fantasía de la familia de artistas. Pero también sé que los hijos son “prestados” así que tendré que hacer todo lo posible para influenciarlos de la manera más discreta.

–¿En algún momento creíste que ibas demasiado rápido con Pampita, como volviendo al vértigo de la juventud?
–¿Y no está bueno volver al vértigo? Sinceramente, nunca nos preguntamos mucho las cosas. Cada relación tiene su timing, su música, y éstos fueron nuestros tiempos. Quizá nuestra historia no sea perfecta y tenga errores, pero estoy muy orgulloso de lo que hemos construido.

–¿Le vas a proponer casamiento?
–Sí. Es necesario que lo haga, pero lamentablemente estamos como locos en el trabajo. También creo que los papeles no son un tema menor y tienen una carga burocrática importante. Pero no me vuelvo loco. Llegará en su momento.

–Una vez dijiste que conocés a Carolina de otra vida… ¿Es una frase cliché o realmente creés en la reencarnación?
–Ja, ja. ¡Es la frase más cliché que me pude haber despachado! Pero cuando uno conoce de una forma tan profunda a alguien, tiene la sensación de haberlo visto antes. Pero no tiene que ver con la reencarnación.

–Desde que te conoció, Pampita parece otra persona.
–Si ella está cambiada es porque todos cambiamos. Es parte de un proceso natural.

–¿Llegaste a verla por tele cuando se peleaba con los movileros?
–¡Nooo! Menos mal. Lo importante es la constancia: todos hemos tenido complejos, días de furia. Hay que saber bancarse al compañero cuando está mal.

–¿Pero nunca te revoleó un florero?
–Ja, ja. Por ahora no ha sucedido, y espero que no lleguen esos días de furia…

Producción: Vicky Miranda
Maquillaje: Eva Francisca para De la Vega Make Up
Peinado: Mora para Alberto Sanders
Agradecimientos: Mansión Four Seasons Hotel Buenos Aires, Emporio Armani, Armani Exchange

Después de protagonizar once películas, Benjamín da sus primeros pasos en la televisión argentina en Don Juan y su bella dama. “Hoy mi vida es una constante celebración”, confiesa.

Después de protagonizar once películas, Benjamín da sus primeros pasos en la televisión argentina en Don Juan y su bella dama. “Hoy mi vida es una constante celebración”, confiesa.

“Con Pampita nunca nos peleamos por la nacionalidad de los niños. Son cosas del destino. Blanca nació en una época de trabajo en Chile y Bautista nos agarró en Argentina. ¿El tercero? Ya veremos dónde le toca caer”

“Con Pampita nunca nos peleamos por la nacionalidad de los niños. Son cosas del destino. Blanca nació en una época de trabajo en Chile y Bautista nos agarró en Argentina. ¿El tercero? Ya veremos dónde le toca caer”

“Me gusta la familia numerosa. Tengo cuatro hermanos más dos hermanastros, y me encantaría repetir una familia así con Carolina. Pero hoy los tiempos son distintos: tres hijos ya es familia numerosa”

“Me gusta la familia numerosa. Tengo cuatro hermanos más dos hermanastros, y me encantaría repetir una familia así con Carolina. Pero hoy los tiempos son distintos: tres hijos ya es familia numerosa”

Más información en gente.com.ar

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig