Gran Hermano 2 volvió a la tele para interpretar a una enfermera sexy en Poné a Francella. Además, en teatro, integra el elenco de La noche de las pistolas frías, junto a Tristán. Hace gimnasia, taebo, toma clases de teatro, danza y canto. La chica está decidida a no detenerse y confiesa: "No tengo novio, pero sigo soñando con el príncipe azul y quiero casarme y tener hijos"." /> «Aunque no lo crean, soy una mujer demasiado ingenua» – GENTE Online
 

"Aunque no lo crean, soy una mujer demasiado ingenua"

Actualidad
Actualidad

"Hay una chica que es igual pero distinta de las demás / La veo todas las noches y no sé de dónde viene / y no sé adónde va. / Hace tiempo que sueño con ella y sólo sé que se llama Noelia. Noelia, Noelia". La voz grav e de Nino Bravo lo cantaba hace más de veinte años. La voz suave de Silvina Luna lo repite ahora, lo tararea ahora. La voz suave de Silvina Noelia Luna, que tararea y se ríe del segundo nombre con el que la bautizó su madre.

No es la primera vez que se ríe de sí misma, que se toma en broma los desvíos de su figura o la rareza de su nombre. Hace un año era -casi orgullosamente- la gordita de ojos claros de Gran hermano II. Hoy está haciendo en el Multiteatro de la calle Corrientes La noche de las pistolas frías, con Emilio Disi y Tristán. En Telefé, por otro lado, está trabajando en Poné a Francella. Está feliz. Se mira en el espejo después de ponerse el guardapolvo blanco que usa en el sketch, contornea su cuerpo, agarra una jeringa y pregunta con una sonrisa cómplice y amenazante: "¿Cómo me ves?".

-Bar… barba… bárbara… La verdad, no creo que ningún hombre se atreva a darte la espalda…
-¿Vos los decís por mis lolas o porque pueden tener miedo de que les clave esta inyección…?

-Digamos que las enfermeras como vos no abundan…
-Te lo voy a confesar: siempre soñé con este cuerpo, con un cuerpo lleno de formas. Desde chica siempre quise hacerme las lolas, pero nunca tenía plata. Ahora tengo 95-60-90 gracias al cirujano Eduardo Mussi. Igual, le gente en la calle me sigue viendo como la gordita de la tele.

-Decís que siempre soñaste con este cuerpo, pero en GH no te preocupó mucho; es más, tus kilitos fueron tu emblema.
-Yo me mostré siempre como una mina muy frontal y nunca me hice rollos por nada… (se ríe). Ni por los diez kilos que aumenté. Demostré que para ser feliz no hay que ser anoréxica o bulímica. Ahora estoy menos rellenita, pero…

-Pero…
-Pero tengo que recuperar mis curvas.

-¿Cómo? Si parecés un Escalectric…
-No, tengo que recuperar, para lo cual estoy haciendo un montón de cosas: voy tres veces por semana al gimnasio donde me entrena Claudio Borges, mi personal trainer, que me hizo una rutina de mucho trabajo aeróbico y muy poco de musculación. Tomo clases de taebo, danza brasileña, teatro y canto, pero por si fuese poco también estoy a dieta, ya bajé cuatro kilos.

-No parás.
-Es mi defecto: soy hiperquinética.

-¿Tampoco en el amor te tomás un respiro?
-En estos momentos estoy conociendo gente y me divierto como cualquier chica de mi edad, pero no estoy de novia con nadie. Poné bien grande y en negrita para que todos lo sepan: los hombres románticos ya no existen, si conocés alguno, no dudes en darle mi teléfono.

-Después les va a dar ocupado. Quizás estés hablando con Federico Insúa -jugador de Independiente- o chateando con Antonio Banderas…
-No, yo no salí con ningún futbolista y con Antonio Banderas tampoco me crucé. Fue todo un invento, un rumor que me sirvió para viajar a España.

-¿Y no hay ningún jugador que te ratonee?
-De los futbolistas, el que más me ratonea es Hernán Crespo. Me seduce la boca que tiene... bah, me gusta todo él.

-¿Y se conocen?
-No.

-¿Pero vos no vivís sola?
-Hace tres meses que comparto mi departamento de Belgrano con Aron, un mastín napolitano. Un amigo me vio solita y me regaló un perro.

-¿Pero me vas a hacer creer que estás sola como un perro?
-No, alguna alegría siempre hay, pero nada en serio. Yo no soy nada liberal, y aunque no lo crean, soy una mujer demasiado ingenua que sigue soñando con el príncipe azul.

-Usted despierta algunas fantasías vestida como enfermera. ¿En la intimidad también se disfraza?
-A veces me pongo portaligas y corpiño de encaje, pero nunca me disfracé para seducir a un hombre.

por Pablo Procopio
producción: Gabriela Díaz
fotos: Jorge Luengo
peinó Sebastián Artigas para Gino Lozano. Agradecemos a Bs. As. Uñas, Susila Tantrik (lencería), medias Silvana, disfraces Arlequín y Ricky Sarkany

Estas son sus nuevas medidas, de las cuales está más que orgullosa. Desde chiquita quería operarme las lolas porque siempre soñé con un cuerpo lleno de formas", dice.">

Estas son sus nuevas medidas, de las cuales está más que orgullosa. "Desde chiquita quería operarme las lolas porque siempre soñé con un cuerpo lleno de formas", dice.

Nunca me hice rollos por nada… ni por los diez kilos que aumenté. Demostré que para ser feliz no hay que ser anorexica o bulímica"">

"Nunca me hice rollos por nada… ni por los diez kilos que aumenté. Demostré que para ser feliz no hay que ser anorexica o bulímica"

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig